Las imágenes difundidas de las inundaciones provocadas por la tormenta ‘Gloria’, certifican que uno de los puntos más afectados del litoral español ha sido el Delta del Ebro.  En eso punto es donde las fuertes precipitaciones, sumadas a la entrada de agua del mar como consecuencia del temporal, están provocando más daños y unas consecuencias incalculables en los ecosistemas naturales y en los campos de cultivo de arroz y en menor medida en frutales. Las infraestructuras y edificaciones también se han podido ver afectadas.

La imágenes del satélite Sentinel-1 difundidas en Twitter por Josep Sitjar, geógrafo y analista del Servicio de Sistemas de Información Geográfica y Teledección de la Universidad de Girona (SIGTE-UdG), así lo atestiguan.

El geógrafo explica en su cuenta de Twitter que “En color azul se pueden identificar los píxeles con presencia de agua. Pero esto no quiere decir que todo el azul sea agua de mar. En esta composición no se distingue el agua de mar del de la de lluvia”.

En una comparativa de los días anteriores a la borrasca y el 21 de enero, con el temporal encima, se observa la presencia de masas de agua en buena parte del delta, en especial en el lóbulo o parte norte, donde el mar ha entrado hasta 3 kilómetros tierra adentro.

Estas imágenes pueden dar a entender que el delta del Ebro prácticamente ha desaparecido bajo las aguas, pero la realidad es que se han producido múltiples daños y que se recuperará.

El programa Copérnico ha validado a través de su cuenta en Twitter las imágenes del Delta del Ebro captadas gracias al Sentinel 1.

Según este canal, la tormenta ‘Gloria’ ha provocado que se haya devastado el delta del Ebro hasta 3 km tierra adentro, resultando dañados a los arrozales.

Apúntate a nuestra newsletter

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre