lunes, 15agosto, 2022
24 C
Seville

Denuncian que los derechos laborales del personal de las bases de Rota y Morón están limitados

El Convenio de Cooperación para la defensa entre España y EE.UU. de 1988 limita la negociación colectiva en aspectos laborales y administrativos como el salario, la clasificación del personal o los requisitos de cualificación

Eva Maldonado
Eva Maldonado
Redactora en Diario16, Asesora de la Presidencia de la Conferencia Eurocentroamericana.
- Publicidad -

análisis

- Publicidad -
- Publicidad-

La cumbre de la OTAN y la situación actual de guerra en las fronteras de Europa generan discursos sobre la necesidad de la mejora y aumento de la defensa en los países. Sin embargo, la defensa, para poder cumplir con esta labor, también necesita de mejoras y cambios, entre los que se encuentra uno de los acuerdos que afectan de forma transversal a esta cuestión: el Convenio de Cooperación para la defensa entre el Reino de España y los Estados Unidos de América de 1988. El asunto está en primer plano tras las declaraciones realizadas por los presidentes estadounidense y español, Joe Biden y Pedro Sánchez, respectivamente, sobre la Base Naval de Rota.

Desde hace años los representantes de CCOO del personal laboral local (por sus siglas PLL) de defensa que trabajan para la administración de EEUU han reclamado el perjuicio que para ellos supone el Anejo 8 del Convenio Bilateral de 1988, en el que se limita la negociación colectiva en aspectos laborales y administrativos tan fundamentales como son el salario, la clasificación del personal o los requisitos de cualificación, entre otros. Las modificaciones hasta el momento siempre han ido encaminadas al aumento de la presencia militar, pero no a la eliminación de esa limitación que supone el Anejo 8.

Con las noticias que transmiten en el contexto de la cumbre de la OTAN y en concreto sobre el posible aumento los barcos del escudo antimisiles en la Base Naval Rota, así como de los efectivos militares, se vuelven a poner sobre la mesa la cuestión de convenio bilateral y cabe preguntarse… ¿Dónde quedan en este asunto los trabajadores y trabajadoras de la Base, Esas personas que realmente viven y conviven con lo que implica el Anejo 8?

La ministra de Defensa y la embajadora de EEUU visitan la base, pero dejan al margen al personal laboral que trabaja para ellos. El ministro de Asuntos Exteriores se reúne en Rota con la representación sindical, pero sin ningún fruto. El PLL ha sido invisible en las negociaciones del convenio bilateral para todos los gobiernos y de todos los colores.

CCOO quiere la eliminación de las trabas que supone el Anejo 8, para que pueda dejar de estar presente, de ser vinculante en la negociación del convenio y de servir como escusa a las administraciones estadounidense y española para no cumplir la ley laboral española. CCOO quiere el derecho a la negociación plena, a tener servicio de prevención y plan de igualdad. En resumen, a hacer que los derechos que se han conseguido durante todos estos años en España puedan aplicarse también dentro de las vallas que delimitan la Base de Rota.

- Publicidad -

Relacionadas

- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -

1 COMENTARIO

  1. Lo importante es que siendo súbditos de la OTAN, el imperio romano de EE UU en la nube, nos concederán la nacionalidad romana estadounidense.

DEJA UNA RESPUESTA

Comentario
Introduce tu nombre

- Publicidad -
- Publicidad -

últimos artículos

- Publicidad -
- Publicidad -

lo + leído

lo + leído