Luis Navajas, teniente fiscal del Tribunal Supremo, que pidió el archivo del caso Master de Pablo Casado ha sido denunciado por pedir el archivo del “asunto de la hija de Marchena”, un caso de soborno que afecta de modo triangular a dos de los jueces del Procés, Pablo Llarena y Manuel Marchena, y a la esposa del primero, Gema Espinosa Conde.

La Comisión de Selección– cuya directora era la mujer de Pablo Llarena– este mes de julio pasado tomó la polémica decisión de crear una plaza de fiscales sin tener competencia para ello y con la finalidad exclusiva de favorecer a la hija del todavía presidente de la Sala 2ª del Tribunal Supremo, Sofía Marchena, que perdió la oportunidad de acceder a la carrera judicial con su promoción al encontrarse enferma, apareciendo ambas mujeres de esta forma como protagonistas de lo que parecía claramente que fue un soborno.

La  Associació Atenes, liderada por el ex juez Elpidio Silva, formuló querella criminal contra la Comisión Permanente del Consejo General del Poder Judicial y la directora de la Escuela Judicial, Gema Espinosa, por las supuestas irregularidades en la asignación de la plaza.

Sin embargo el teniente fiscal del Tribunal Supremo, Luis Navajas, que ya pidió el archivo del caso Master de Pablo Casado ha pedido ahora el archivo del “asunto de la hija de Marchena” porque considera que hay “lagunas legales”.

Esta fundamentación contradictoria de Luis Navajas es la que ha llevado sin embargo a la  Associació Atenes a denunciarle ante la Fiscalía Anticorrupción, porque según -su opinión- al no querer investigar una asignación “sin precedentes” el fiscal estaría cometiendo un delito de omisión del deber de perseguir delitos”, renunciando a ejercer acciones penales para aclarar la adjudicación “irregular” a Sofía Marchena, hija de Manuel Marchena, aspirante a ocupar el cargo de presidente del Consejo General del Poder Judicial.

Hay que recordar que Luis Navajas informó en el asunto Master de Pablo Casado interesando también el archivo de las actuaciones por considerar -haciendo alarde de un malabarismo jurídico sorprendente – que se puede calificar como “neutra” e “inocua” la prevaricación que sin embargo sirve de instrumento a un soborno.

Apúntate a nuestra newsletter

1 Comentario

  1. ¿Sois capaces de encontrar algo decente en ese purulento mundo de la secta del Aranzadi? ¿Están en todo, lo corrompen todo y los encontrais en todos los sitios donde pueden engordar la cartera succionando los dineros del projimo? ¿Hay solución para esa estructura de destruccion masiva de los ciudadanos mantenida con los frutos del infierno fiscal que nos han organizado para su solo beneficio?

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre