La rivalidad entre Alonso y Vettel no tiene nada que envidiar a la de Senna y Prost, que es nuestra opinión la más célebre de la historia, aunque también perdurarán las grandes batallas entre Hunt y Lauda (que ya son mitología gracias a la excelente película Raw), o el duelo entre Stewart y Fittipaldi, o el del genial Jim Clark contra el maravilloso Grahan Hill.

Pero la de Alonso contra Vettel, esa guerra que aún no ha terminado, es también fascinante. Alonso pudo quitarle con facilidad nada menos que tres títulos mundiales a Sebastian Vettel, y ahora el piloto teutón tendría la misma y discreta categoría en la escalera de los mitos que Kimi Raikkonen o Nico Rosberg.

Los alonsistas aseguran que Vettel no es un rival de verdadero nivel para Alonso, que su verdadero gran enemigo es Hamilton; pero con Hamilton el juego quedó en tablas al quedar igualados a los puntos el único año, 2007, que lucharon el uno contra el otro por un mundial y en la misma escudería: McLaren.

La última batalla -hasta la fecha- entre Alonso y Vettel era por el asiento que dejaba libre Daniel Ricciardo en Renault. En cuanto supo que le daban puerta en la Ferrari el gran Sebastian dejó claro que estaba disponible en el mercado y enseñó a Cyril Reanult su mejor sonrisa.

Quizá Alonso no habría firmado con Renault si Vettel no hubiese estado interesado, pero lo estaba; y no debe haber mayor delicia para Maravilla Alonso que derrotar en cualquier pugna al hombre que le levantó tres mundiales.

Así que El Español Volador ha ganado la última batalla… por el momento. Porque los rmores situán a Vettel en la futura Aston Martin (los actuales Mercedes Rosas), y además aún no ha firmado Bottas la prolongación de su contrato en Mercedes Oficial. ¡Ese sí que sería un golpe de efecto: ver a Vettel en una flecha plateada! Pero eso es el futuro del que nunca nada se sabe con seguridad.

El último round lo ha ganado Fernando Alonso y -por supuesto- le ha sabido maravillosamente: a gloria celestial.

Tigre tigre.

Apúntate a nuestra newsletter

2 Comentarios

  1. La película que relata la rivalidad Lauda-Hunt se llama Rush, no Raw jajaja Un peliculón por cierto… al menos desde mi punto de vista. Quizás en el futuro veamos una peli sobre la rivalidad Alonso-Hamilton en McLaren… sería todo un puntazo, aunque probablemente provocaría mucho resquemor si muestran que para que el inglés consiguiese igualar en puntos al español hizo falta que Ron Dennis trampease todo lo posible para beneficiar a su niño bonito inglés en su equipo inglés.

  2. Como siempre,Vettel hace mejores negocios que el lloronso. Y recalará en un mejor equipo en 2021. Y lloronso a lo que sabe:llorar!

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre