Decepción y malestar en RTVE por la negativa de Pedro Sánchez de participar en un debate a cuatro. La decisión de Moncloa ha sido recibida como un desprecio al ente público. 

Como anunciábamos ayer, también en diario16.com, el candidato del PSOE a las elecciones generales del 28A sólo participará en un debate a cinco y será en Atresmedia. Así, Sánchez estará con los líderes de PP, Pablo Casado; Unidas Podemos, Pablo Iglesias; Ciudadanos, Albert Rivera, y Vox, Santiago Abascal, el próximo 23. Los periodistas Ana Pastor y Vicente Vallés.

“Condenamos que el único debate en el que Sánchez ha aceptado participar sea el debate a cinco propuesto por un grupo privado de comunicación y que incluye al candidato de un partido sin representación parlamentaria”, han señalado los Consejos de Informativos en un comunicado, en el que consideran que RTVE cumple un servicio público esencial que debería ser “tenido en cuenta y apoyado desde las instancias públicas”.

Desprecio

“No entendemos cómo el PSOE y el presidente del Gobierno han marginado a la televisión española, la televisión pública, que es de toda la ciudadanía, el servicio público que es de todos, para este debate electoral, y ha preferido optar por la televisión privada», ha subrayado la presidenta del Consejo de Informativos de TVE, Yolanda Álvarez.

“Condenamos que el único debate en el que Sánchez ha aceptado participar sea el debate a cinco”

“TVE es, hoy por hoy, la única televisión que pertenece a toda la ciudadanía española y que debe representarla en su conjunto, como de forma reiterada venimos reclamando los Consejos”, ha añadido.

Por esa razón, ni se entienden ni se aceptan las razones por las que el PSOE decide no apostar por el servicio público y el pluralismo que representa RTVE para “un momento y un espacio tan significativos” como es un debate electoral y “marginar así a la televisión pública en beneficio de la privada”, concluyen los Consejos de Informativos en su comunicado.

Debate a cuatro

RTVE había propuesto un debate a cuatro y no a cinco por las limitaciones que impone la Junta Electoral Central para incluir a partidos extraparlamentarios, como es el caso de Vox.

En este sentido, la Junta Electoral Central desestimó ayer el recurso de Vox contra el debate a cuatro de RTVE.

La Junta defiende que «el debate de referencia se hace entre las cuatro formaciones políticas que obtuvieron mayor número de escaños en las últimas elecciones al Congreso de los Diputados» y en las que la formación de Abascal tan solo obtuvo el 0,2% de los votos válidos emitidos.

Vox, añade, «tampoco cumple la condición de grupo político significativo puesto que dicha condición no solo exige la obtención de un número de votos válidos igual o superior al 5% en recientes procesos electorales, sino que ese porcentaje debe haberse alcanzado en el ámbito territorial del medio de difusión». En este caso, haber obtenido casi un 11% de votos en las elecciones al Parlamento de Andalucía le permitirían tener la condición de grupo político significativo en medios cuyo ámbito de difusión o de programación se circunscriba a dicha Comunidad Autónoma, «pero no en el caso de RTVE en su programación nacional, ya que es en dicho ámbito donde se pretende celebrar ese debate», concluye.

Desde el Comité Electoral socialista justifican que en el debate de Atresmedia se incluya a Santiago Abascal, aunque no tenga representación parlamentaria, porque «ni el PSOE ni Sánchez vetan a ningún candidato». Dicen que la democracia es «debatir entre diferentes, entre muy diferentes y contrastar propuestas para España«.

Radiotelevisión Española celebrará el próximo 16 de abril un debate electoral a seis en el que participarán todos los partidos que cuentan con grupo parlamentario propio: PP, PSOE, Unidas Podemos, Ciudadanos, ERC y PNV. Se emitirá en directo a partir de las 22:10 horas en La 1, Canal 24 Horas, RNE y RTVE.es

Apúntate a nuestra newsletter

Artículo anteriorDetenido
Artículo siguienteLos expertos de la comunidad internacional respaldan la homeopatía
Directora Diario16.com Periodista en cuerpo y alma, licenciada en Ciencias de la Información por la Universidad del País Vasco, tras 15 años en medíos de comunicación, creó Comunica2 con su compañero de vida y también periodista, Sergio Arestizabal, para demostrar que otra forma de comunicar es posible. Tras sufrir censura y presiones de los poderes públicos en el ejercicio de su profesión, hoy es libre. Durante años ha asesorado personas y empresas en crisis o injustamente juzgados por la opinión pública y publicada. Hoy tiene el reto de que el Periodismo abra un profundo debate interno sobre cómo recuperar la honorabilidad de aquellas personas a las que por error enturbió su imagen pública. Inconformista y crítica, como debe ser una periodista.

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre