El cobro de deudas impagadas es una situación tan incómoda como desagradable. Pero lo cierto es que, por desgracia, es algo que las PYMES y autónomos viven de manera habitual. Así, tener en cuenta algunos consejos para cobrar las deudas de forma efectiva se convierte en una necesidad más del trabajo.

Técnicas para cobrar deudas

Toda PYME o autónomo basa su actividad en la venta de sus productos o servicios. Esta venta se refleja a través de una factura; factura que refleja una deuda y que no todos los clientes pagan de manera inmediata. Esto, sin duda, provoca una situación muy desagradable, además de complicada, ya que toda empresa o profesional necesita cobrar sus facturas para poder continuar con su actividad comercial.

Por lo tanto, para poder conseguir cobrar facturas impagadas y no tener que lidiar con morosos durante mucho tiempo, se aconseja llevar a cabo las siguientes acciones:

Reclamar la deuda rápidamente

Un buen consejo para conseguir el pago de una deuda de manera eficaz es no tardar más de seis meses en reclamar ese dinero. Se estima que si se reclama en ese periodo de tiempo, se puede recuperar hasta el 90% del importe.

Negociación directa

Una de las acciones que más efecto tienen a la hora de conseguir el pago de una deuda. Se trata, pues, de visitar en persona al deudor y realizar una negociación directa con él. Con esta táctica se puede llegar a cobrar hasta el 85% de las deudas comerciales.

Segmentar la cartera de clientes morosos

Esto quiere decir que hay que saber segmentar los tipos de clientes que no han pagado, ya que cada cliente es diferente y sus circunstancias también lo son. Así, se puede dividir esta cartera en función al importe de la deuda, los días de impagos, cuál es el nivel de riesgo que supone para la empresa esa deuda o similares.

Al hacer esta clasificación, será más fácil decretar cuáles van a ser los pasos a seguir en cada caso (o conjunto de casos, más bien) para poder conseguir el pago de la deuda cuanto antes.

Ser prácticos

A pesar de que una situación de impago no es agradable, es importante ser prácticos y adaptarse a las formas de pago que pueda proponer el deudor, buscando alternativas para facilitarle el pago con el objetivo de conseguir así liquidar la deuda.

Aplicar intereses

Otra medida que se puede llevar a cabo para cobrar más rápidamente las deudas y que este retraso en el pago no suponga un gran problema económico para la empresa, es la de aplicar intereses.

Es decir, se aplicarían una serie de intereses por demora al deudor, los cuales pueden ir incrementando según el tiempo que acumule sin llegar a pagar su deuda.

Priorizar acciones

Si la empresa se encuentra con que hay diferentes deudores, es aconsejable clasificarlos como se ha comentado anteriormente y priorizar acciones. De este modo, la empresa se centrará primero en los deudores cuyos resultados pueden ser más satisfactorios, de modo que se pueda ir avanzando progresivamente e ir recuperando todas las deudas pendientes.

¿Y si esto no da resultado? Contrata a una empresa que se encargue de cobrar la deuda

La última opción a la que se puede recurrir cuando todo lo anterior no da resultado es contratar a una empresa experta en el cobro de deudas. Estas empresas están especializadas en conseguir el pago de los morosos, de manera profesional, amistosa y judicial.

Especialmente, se pueden destacar dos empresas que se encargan de ello:

Cobratis

Cobratis es una empresa que lleva más de una década ofreciendo este servicio. De hecho, se posiciona como la compañía líder en el cobro de deudas, recuperación de impagos, facturas y gestión de cobro.

Todos estos servicios están orientados tanto a empresas y profesionales como a propietarios y comunidades de vecinos; es decir, todo aquel que necesite recuperar el dinero de una factura o servicio.

Además, tienen cobertura en todo el territorio nacional y sus servicios son low-cost, pero efectivos.

Alliango

Por su parte, Alliango es una plataforma especializada en la reclamación de impagos que ofrece cobertura en todo el mundo. Con una tarifa muy económica, los profesionales de esta plataforma se encargan de cobrar las deudas de manera eficiente y rápida, basándose siempre en la gestión de recobro expeditiva extrajudicial.

Estos servicios están especialmente orientados a empresas y profesionales autónomos que necesitan recuperar las deudas y que no han obtenido resultados al tratar de cobrar las deudas de otro modo.

En definitiva, el reclamo de las deudas no es, por desgracia, una situación desconocida para muchos. Por eso, tener en cuenta los consejos para actuar rápidamente, así como contar con la ayuda de una empresa externa que se encargue del cobro hace que la situación sea más llevadera. Y, sobre todo, permite que el impago dure el menor tiempo posible.

Apúntate a nuestra newsletter

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre