En la madrugada de este domingo los relojes se retrasaron una hora para entrar oficialmente en el horario de invierno. Cada año, con esta variación horaria resurge el debate sobre las consecuencias del cambio de hora y si realmente es necesario, a pesar de que se había anunciado que este año sería el último, parece que no va a ser así.

Retrasar la hora provoca alteraciones del sueño y cambios en nuestro estado de ánimo. Además, al tener una hora menos – cuando para ti sean las 3 de la madrugada tu reloj volverá a marcar las 2- también perdemos una hora más de luz, lo que incide en las rutinas y, en consecuencia, en nuestro rendimiento intelectual y físico.

Aunque los efectos que causa en tu organismo el cambio de hora desaparecen tres o cinco días después, existen varios consejos y trucos que ayudan a prevenir las consecuencias del desajuste horario y disminuir las consecuencias del horario de invierno.

Recuerda que en los aparatos que no están conectados a internet debes cambiar la hora, pero en los que sí lo están, como móviles, ordenadores, tabletas etc., lo hace automáticamente. Comprueba que tienes seleccionada esta opción en los ajustes de tus dispositivos.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

quince − catorce =