taxi
Fotos: Agustín Millán.

Las asociaciones del taxi pedirán a la Comunidad de Madrid que se fije por normativa un recorrido mínimo de 5 kilómetros que deba prestar la VTC para evitar que realicen competencia “desleal” contra el sector del taxi, según ha podido saber este diario.

En la propuesta que han presentado esta mañana, las gremiales del taxi han hecho especial mención a la “precontratación temporal”, por ser la fórmula que más se ajusta a la actividad VTC (al contratar se debe establecer una hoja de ruta de inicio y final de recorrido), con la mirada puesta a iniciar negociaciones con la Comunidad de Madrid, así lo ha anunciado José Miguel Fúnez, portavoz de la Federación Profesional del Taxi de Madrid, en la concentración que han mantenido ayer por la tarde en la Puerta del Sol.

El portavoz de la Federación Profesional del Taxi de Madrid también ha querido resaltar, que el sector daría fin a la huelga indefinida, con un sistema como en Cataluña, con un plazo de 15 minutos hasta una hora.

El portavoz de la Federación Profesional del Taxi de Madrid, José Miguel Fúnez, ha afirmado que las asociaciones ultiman con sus servicios jurídicos los términos de la propuesta de reforma de la Ley de Ordenación de Transporte Urbano, aunque ha “la única rebaja en sus exigencias es el número de horas que se pedían para la precontratación”. “La diferencia de actividad marca que sea precontratación temporal”, remarcando que “no quieren que los VTC desaparezcan, sino que se regule con una ley y reglamento propio.

Representantes del sector del taxi se desplazarán a Bruselas, para presionar a las autoridades comunitarias e informarles de primera mano, sobre la problemática del sector del taxi y la necesidad de regular la actividad de los VTC, no solo en Madrid, sino también en toda España. Acudirán el portavoz de Élite Taxi, Tito Álvarez, junto al abogado Elpidio Silva. En Madrid la situación está “varada” por el cierre en banda del Gobierno madrileño del PP.

Los representantes del taxi están tratando de establecer una comitiva que les respalde. Otra de las propuesta que han avanzado, es estudiar la posibilidad de que taxistas con sus vehículos luzcan en Bruselas mensajes reivindicativos de sus lucha en España.

La Plataforma Integral del Taxi, que reúne a unos 1.500 taxistas, ya avanzó a finales de mes una demanda civil contra las plataformas que dan servicio con vehículos de transporte concertado (VTC), como Uber y Cabify, por presunta competencia desleal. Por su parte la Plataforma Integral del Taxi, que integra a profesionales de ciudades como Barcelona, Madrid, Valencia, Sevilla y Málaga, prevé presentar una demanda por presuntos daños patrimoniales contra la Administración central.

Fotos: Agustín Millán.

La delegada de Medio Ambiente y Movilidad del Ayuntamiento de Madrid, Inés Sabanés ha afirmado que el Gobierno regional “debe negociar con los taxistas sin líneas rojas, porque el conflicto parte del incumplimiento de la ley que limita los (VTC) a uno por cada 30 taxis”. La representante de Ahora Madrid “considera positivo que los taxistas trabajen en una nueva propuesta para retomar las negociaciones con el Ejecutivo madrileño” de Ángel Garrido. “Todo lo que acerque posiciones siempre es positivo”, ha dicho.

Por último, la responsable de Movilidad del Ayuntamiento de Madrid, ha querido enfatizar que “desde el 2010 por acción o por omisión la legalidad, es decir el 1/30 se incumple”, produciéndose “competencia desleal, por lo que “las administraciones tienen la obligación de hacer cumplir la ley”.

Se desplazarán a Bruselas, para presionar a las autoridades comunitarias e informarles de primera mano, sobre la problemática del sector del taxi y la necesidad de regular la actividad de los VTC

Jesús Fernández portavoz de la Federación del taxi de Madrid, ha señalado a Diario16, que los taxistas siempre “abogamos por la negociación y la resolución del conflicto consensuada con la Comunidad de Madrid, preservando siempre lo que es el transporte público de la ciudad”, ha señalado.

Los taxistas tienen cierta frustración después ocho años exigiendo que se regulase el sector de las VTC. “Desde el 2009 venimos padeciendo una inacción por parte del Gobierno madrileño del PP”, ha señalado el representante de la Federación del taxi de Madrid.

La Plataforma Representativa Estatal de Personas con Discapacidad Física (Predif) ha pedido al Gobierno de Pedro Sánchez que resuelva el conflicto de los taxistas. “Con la huelga de Madrid muchas personas con movilidad reducida han sufrido la falta de servicios mínimos”, han señalado en una nota.

Fotos: Agustín Millán.

Apúntate a nuestra newsletter

3 Comentarios

  1. Con el ánimo de aclarar y puntualizar para aquellos ciudadanos que no estén informados adecuadamente.

    Vaya por delante que estoy en contra de la violencia en todas sus manifestaciones, especialmente cuando un asalariado está en su puesto de trabajo y es víctima de la intolerancia y la violencia de unos pocos contra él, que no es el responsable.

    El origen del problema radica en que a través de una ley mal diseñada por los políticos y peor defendida por los representantes del taxi, quedaron resquicios en esa ley que han aprovechado las grandes multinacionales (el gran capital) para hacerse de oro en poco tiempo y controlar “el presente” de este segmento, no necesariamente el futuro como se ha dicho por ahí (aunque eso es para explicar en otro momento). Me explico sobre el origen:

    Pidieron miles de “autorizaciones de transporte” para VTCs vía juzgados aprovechando los fallos de la ley (estas no tienen licencia para trabajar en las ciudades, sólo AUTORIZACIÓN para realizar servicios entre provincias y un pequeño porcentaje dentro de la ciudad)

    Las VTCs siempre han convivido con el sector del taxi. Su origen radica en la necesidad de cubrir una demanda de alto standing al objeto de dar un servicio más exclusivo en todos los órdenes (vehículos de alta gama, sin distintivos especiales, chófer con uniforme o traje, limpieza extrema del vehículo, apertura de puertas al cliente, corrección y elegancia por todos lados, etc) buscando ofrecer la exquisitez en todos los órdenes a clientes que pudieran y desearan pagar ese servicio exclusivo, especial y PREMIUM.

    Por ejemplo, si un determinado trayecto en taxi podía costar 30 €, en las VTCs que ofrecían los servicios que he descrito anteriormente el mismo trayecto podía costar 120 €. Pero esto no es competencia. Competencia es ofrecer lo mismo a un precio igual o inferior al que se esté dando, y además, sin los correspondientes permisos.

    Pero, ¡Ah, amigo!… como no había suficientes clientes PREMIUM que pudiesen pagar esas cantidades para tantas miles de VTCs, decidieron USURPAR, INVADIR y OCUPAR, un “negocio vecino” bajando la calidad hasta el mínimo, mínimo, a excepción de ofrecer, en lugar de la calidad descrita, una vulgar y simple boteĺla de agua al cliente. Todos sabemos que hay gente que por una simple botella de agua son capaces de desprestigiar a todo un gremio profesional (sé que el gremio del taxi es mejorable en otros aspectos, pero no quiero extenderme ahora en ese asunto)

    Por tanto, las VTCs están incumpliendo la ley desde diferentes puntos de vista. Están realizando servicios de taxi cuando NO son taxis. Tarifas sin regular y en escandalosa competencia. Están incumpliendo la ley porque trabajan SIN LICENCIA. No están cumpliendo SU PROPIO REGLAMENTO y CONDICIONES, el de las VTCs.

    Y todo ello por no tener suficientes clientes para cubrir el origen para el que fueron creadas.

    Deberíamos preguntarnos… ¿Sería admisible que si yo me quedase sin clientes en mi negocio (sea el que sea), con los mismos permisos que tuviera para ejercer el mismo, pudiera montar otra cosa diferente que USURPARA los derechos de un sector de “negocio vecino”?… (externalizar los servicios sin discriminación, en plan salvaje, solo consigue bajar la calidad del trabajo en detrimento del cliente y esclavizar a los trabajadores que opten por esos trabajos externalizados: Seguridad Social, Enfermería, Limpiadoras -las famosas KELLYS-, Renfe, etc. etc., y más en un servicio esencial para el ciudadano)

    El negocio de las multinacionales que han entrado en este segmento consiste en conseguir autorizaciones a través del pago de tasas, revender esas autorizaciones en breve tiempo por cifras astronómicas y salir del mismo a la misma velocidad que entraron (por eso se las están vendiendo a sus propios chóferes). Especulación pura y dura. Si mientras tanto han arrasado con un negocio que funcionaba razonablemente bien, les importa NADA. Solo quieren recoger los beneficios. Es capital en estado puro, amigos.

    Y mientras, como han pagado a los medios de comunicación por su publicidad, éstos NO están siendo objetivos y justos a la hora de informar adecuadamente a la ciudadanía del origen y causas del problema.

    Un taxista, con su licencia de taxi, no puede USURPAR ni INVADIR el negocio vecino de las líneas de autobuses, por ejemplo. Es obvio. Va en contra de la ley.

  2. Muy acertado. Sería bueno utilizarlo y darle publicidad. Me llama la atención la cadena ES RADIO como ataca al taxi desde todos los horarios. Habría que hacérselo mirar

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre