Las tasas más bajas, que son ineficaces y debilitan el sistema financiero y, en última instancia, la economía real, son simplemente un mecanismo para mantener niveles excesivos de deuda durante un poco más de tiempo.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

veinte + 2 =