Clara Serra, quien se presentó como número dos de Iñigo Errejón por Más Madrid en las pasadas elecciones autonómicas de Mayo, ha anunciado que deja su acta de diputada por discrepancias con la decisión de concurrir a las próximas elecciones generales del 10 de Noviembre.

En su cuenta de Twitter ha señalado que “Hoy he presentado mi dimisión como diputada de Más Madrid. Y aquí están mis motivos. Espero que al espacio del cambio le vaya bien en estas elecciones y, sobre todo, que sepamos cómo hacerlo más fuerte y más grande el día de después”

Serra había sido apartada del foco de poder de la organización, entre otras por Tania Sánchez, exdiputada de IU madrileña y de Podemos en el Congreso. Hace unas semanas había sido designada para dirigir estructura en el Parlamento autonómico, mientras que el desconocido Pablo Gómez Perpinyá había sido designado como portavoz en la asamblea madrileña, en sustitución de Errejón.

Facebook

En su cuenta de Facebook, Serra ha escrito un extenso texto para explicar su decisión: “Escribo estas líneas con el dolor que supone dar por acabada una etapa de mi vida que ha supuesto un compromiso muy fuerte con un proyecto y con el trabajo feminista que he hecho desde las instituciones durante años como mejor he sabido. Hoy dejo mi acta como diputada de Más Madrid y escribo estas líneas para explicar mi decisión”.

Y critica que se acuerden del feminismo solo en las fotos y en la campañas “sino sobre todo en los momentos en los que estamos fuera de los focos

“No comparto la manera concreta en la que Más País va a concurrir a las elecciones generales. Me parece que olvida y menosprecia años de trabajo militante de compañeros de territorios que han conseguido levantar proyectos necesarios y valiosos para esos lugares”, haciendo una clara comparación con su anterior partido.

“Para mí, cualquier proyecto que pretenda reforzar y fortalecer el espacio del cambio debe sumarse a las fuerzas territoriales ya existentes, especialmente a aquellas que han funcionado y han conseguido conservar plazas claves institucionales a pesar de todos los terremotos políticos a los que nos hemos tenido que sobreponer. Pienso que si Más País debe enfrentarse a Ada Colau para conseguir los escaños que necesita quizás eso es indicativo de que no era aún el momento de que Más País concurriera a estas generales en estas condiciones y como partido estatal”, escribe Serra.

Desacuerdos

“También tengo desacuerdos importantes en la manera en la que este proyecto está funcionando como organización. Si algo hemos aprendido de nuestros errores es que en nombre de las prisas hemos dejado siempre en un segundo plano la construcción lenta y cuidadosa de la organización. Si algo hemos aprendido estos años es que la verticalidad y la falta de estructuras que acompañan a los hiperliderazgos dejan a las organizaciones sin los suficientes contrapesos”, ha criticado en clara alusión a Iñigo Errejón.

También ha censurado que se utilice a la militancia “solo para los refrendos de decisiones ya tomadas”. Y critica también que se acuerden del feminismo solo en las fotos y en la campañas “sino sobre todo en los momentos en los que estamos fuera de los focos y en los que se puede profundizar en la feminización, hace falta habilitar espacios de deliberación donde se incluya y se normalice la crítica y el disenso y hace falta dejar atrás la nociva cultura del enemigo interno consistente en estigmatizar al que tiene una voz diferente”.

“Tengo motivos políticos de peso para no seguir acompañando este proyecto y me parecería injusto con las personas que siguen conservar mi acta de diputada teniendo estos desacuerdos. Pero les deseo mucha suerte a todos los amigos y amigas valiosas que continúan en Más Madrid, sé que muchos lo harán tratando de cambiar estas dinámicas y sé que en las instituciones tienen propuestas valientes que aportar”, señala la ya exdiputada.

“Por mi parte seguiré militando dentro de este espacio amplio y tratando de construir la posibilidad de que las mujeres de unas u otras corrientes o partidos trabajemos juntas en una misma dirección”, evitando “los enfrentamientos que han sido dañinos para todos”.

Y concluye afirmando que se va “satisfecha de haber aprendido tantas cosas, feliz de haber conocido a tanta gente valiente y comprometida que siempre serán mis compañeros y orgullosa de pequeñas conquistas institucionales como la reforma de la ley de violencia de la Comunidad de Madrid. Solo por eso estos años han merecido la pena. Me voy a hacer feminismo desde otros lugares, convencida de que la hegemonía que el feminismo ha conquistado estos años se debe a su inmenso potencial como proyecto transformador y con la certeza de que existe un poderoso proyecto feminista a la izquierda del partido socialista”, concluye.

Apúntate a nuestra newsletter

2 Comentarios

  1. Clara te honrra por dejar el partido al no estar de acuerdo con ellos . Así notiene que enfrentarte con tu hermana en unas lecciones como en las anteriores. Tu heres muy joben y podrás hacer muchas más cosas con bastante aprobecho

  2. El señorito Errejón, el tonto útil, no se queda huérfano. A su lado la abuela Carmena y Tania y el PxxE y el IBEX y… Vamos que no va a quedar desamparado y sin futuro como seguirán quedando los españolitos (no los españolistos) que le votarán incluso sin conocer su “programa electoral”.

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre