Viñeta de Paco Santero.

En el currículum de Cayetana Álvarez de Toledo y Peralta-Ramos, marquesa de Casa Fuerte, consta que se licenció en Oxford. Sin embargo, pese a haber frecuentado los mejores colegios británicos, sus modales políticos y personales no siempre están a la altura de su costosa educación y son más propios del polígono y la taberna que de su elevada alcurnia. Quizá sea porque durante un tiempo Álvarez de Toledo fue tertuliana de la Cope y juntarse con curillas y obispos con mala baba, además del papa Federico (o sea Jiménez Losantos), imprime carácter y deja huella psicológica. O quizá simplemente sea porque los nobles son así y tienen ese puntito repipi, altanero y arrogante que les viene de cuna. Los marqueses, desde bien pequeños, peinan peluca rococó con lunar en la mejilla y son unos estirados que no comparten con otros niños su caviar ni sus moscas con las alas arrancadas.

El caso es que de alguna manera, bien por influencia del contexto social represor de la estricta educación anglosajona o por una mera cuestión freudiana, la señora se ve que ha forjado una personalidad difícil, turbulenta, sanguínea. Ayer, durante su intervención como portavoz del Grupo Parlamentario Popular en el Congreso de los Diputados, tuvo un absceso de su mal, le subió la fiebre (Cayetana es intolerante no a la lactosa sino a la tolerancia misma) y volvió a pasarse de rosca. “Se lo voy a decir una primera y última vez: Usted es el hijo de un terrorista. Esa es la aristocracia a la que pertenece usted”, reprendió a Pablo Iglesias por los pactos del Gobierno con EH Bildu. Mentarle la madre al adversario o meterse con su padre es una práctica de futbolista argentino marrullero y tuercebotas, cosas de mal político que se queda sin argumentos y sin razones. Pero por lo visto en Oxford, cuna del parlamentarismo europeo, ya no se enseña el fair play, ni las buenas formas del debate, ni el abecedario de la democracia. Esa clase se la saltó la señora marquesa, quizá porque ese día tenía un acto benéfico para los negritos de la Commonwealth, que las marquesonas son muy de dar limosnas a los pobres.

No es la primera vez que Cayetana pierde los papeles en el hemiciclo. De cuando en cuando se le dispara la bilirrubina del odio, le entra el sudor frío del rencor y le aflora el espasmo de otro marqués, el de Sade, que también se lo pasaba bien haciendo sufrir al prójimo. La portavoz popular es aficionada al sadismo político, disfruta con el dolor y la humillación del rival, y cuando muerde cacho, cuando pilla presa, ya no la suelta hasta destrozarla como haría una tiburona hambrienta. Sin embargo, ayer la directora del Área Internacional de la FAES (el laboratorio de diarreas mentales del nuevo PP “trumpista”) atravesó una peligrosa frontera ética y moral.

En el PP hace tiempo que muchos están hartos de Cayetana. No tanto por su lengua de látigo y su retórica de cuero y látex (a fin de cuentas Pablo Casado la puso ahí precisamente para eso, para ser más dura y más facha que Santiago Abascal) sino porque ella va a su aire, no cuenta con nadie y sigue sus propias decisiones, tácticas y estrategias. Cayetana es Cayetana y no necesita ir a las aburridas reuniones de la Ejecutiva nacional de Génova 13 en las que se pone a punto la tenebrosa máquina del fango y se engrasan los dosieres explosivos de las cloacas del Estado para hundir al ministro Marlaska. Ella es la estrellita argentina, la piba del PP, la Messi que trota libremente por la cancha de la política española, y eso no gusta a algunos barones y compañeros, que la ven con recelo porque es indomable, ingobernable, una aristócrata anarquista que suelta la bomba donde menos te lo esperas.

Sacar a pasear la biografía del padre de Iglesias en el FRAP ha sido una sucia jugarreta, lo peor que se ha escuchado en las Cortes Españolas en muchos años, y no debe haber ha gustado en ciertas baronías como la gallega, donde el siempre aspirante Núñez Feijóo sueña con un PP sensato, de centro-derecha liberal, clásico y a la europea.  

Pero es que además, tal como dijo Diógenes el cínico, el insulto deshonra a quien lo infiere, no a quien lo recibe. El FRAP fue una organización armada que luchó por la democracia y contra la dictadura fascista. Cayetana Álvarez −que se jacta de que su padre, el XII marqués de Casa Fuerte, combatió con la Resistencia francesa durante la Segunda Guerra Mundial− debería saber mejor que nadie que hay causas legítimas por las que merece la pena luchar y morir. Y no hablamos aquí de las caceroladas friquis que montan cada tarde sus amigos ricos del barrio de Salamanca, sino de las batallas justas, auténticas, la guerra eterna de la democracia contra la tiranía y la opresión totalitaria. Es cierto que en 1973 el FRAP se consideraba una organización terrorista, pero esa etiqueta la colocaba Franco, cuyas manos no estaban limpias de crímenes de Estado precisamente. Con eso está dicho todo. El Frente Revolucionario Antifascista y Patriota se disolvió por orden del PCE en el año 1978, cuando perdió toda su razón de ser. Ojalá nunca más vuelva a haber grupos violentos como el FRAP o el Batallán Vasco Español (la violencia del otro bando que la derecha nunca condena). Eso querrá decir que seguimos viviendo en paz y en libertad. Por desgracia, ni la señora marquesa ni sus socios de Vox, tan beligerantes y concienciados con el terrorismo de extrema izquierda, han condenado todavía el terrorismo de Estado franquista, que fue el peor de todos. Cosas de la alta nobleza.

Apúntate a nuestra newsletter

11 Comentarios

  1. Esta grulla de la Patagonia da tanto asco que si fuese de Vox haría hasta gracia . Como todas las sumisas que les votan. Más que Messi yo le compararía con luís Enrique

  2. Aquí el único que cruza las líneas rojas es el PSOE por unirse a terroristas,y comunistas como podemos y bildu.Asi ahora que todos estés de ultraizquierda que carguen con lo que se merecen.

    • Ay,señor,que malo es no querer tener cabeza y menos aun corazon.¿Le tengo que recordar que el PP del pais vasco,incluso cuando Abascal vivia ya de la politica dentro del PP,pacto mas de una vez con Bildu?¿Le tengo que recordar que Aznar pactaba con ETA y le llamaba ejercito de liberacion?Que memoria mas selectiva tiene usted!!
      En cuanto a la marquesa,pues sera muy marquesa,pero educacion y etica ninguna.Mal hace la izquierda con no callarle la boca a este engendro que tiene nacionalidad argentina,francesa y española y en no recordarle,con datos ciertos,no como hace ella,quien fue su padre el marques y cuanto mal y daño hizo.
      Vuelven estos fascistoides a lo de simpre,miente,miente,que algo queda

  3. Que memoria más frágil. cuando Pablo Iglesias, en ese mismo parlamento dijo, pertenecéis a un partido con las manos manchadas de sangre. Dirígiendose a Pedro Sánchez.

  4. Que memoria más frágil, cuando Iglesias dijo en este mismo parlamento, este partido tiene las manos manchadas de sangre, dirigiéndose a Pedro Sánchez. que quiso decir?

    • Esta usted bien de la cabeza o es que no sabe ni lo que dice?Iglesias no dijo ni ha dicho nunca jamas que Sanchez tiene las manos manchadas de sangre.Si dijo,en alusion a Felipe Gonzalez,y antes de que gobernara Sanchez,que dentro del PSOE tenian las manos manchadas de cal viva,esas manos con las que terrosistas de derechas bajo el nombre de GAL asesinaron y enterraron en cal viva a unos cuantos.Por cierto,de esos terroristas ni el PP ni Vox dicen nada y fueron tan asesinos como los otros,pero claro,eran asesinos de derechas y a esos se les llama patriotas.

  5. La Piba del PP.
    Que personaje . Estarias mejor con los “Casi Golpistas de Vox ”

    En este pais ya no existe la Derecha .
    Con la ansia de poder y de seguir con sus sobres en B y + B
    se les ha ido la olla. Ya no saben ni que Son.

    Menos mal que no mandan con esta Pandemia ,
    Todos estariamos en la Morgue ya.

  6. Esta individua que es un producto entre la imbecilidad y el fanatismo, se cree que su coñ. es horizontal y que su culo no caga. Esta ilusión propia de taradas es lo substantivo de su personalidad. No debiéramos prestarle ninguna atención.

  7. Y el no trespasa la linea cuando le llama señora Marquesa” Jose Antequera,ya te hubiese gustado estudiar en esos colegios.

  8. Bien por Cayetana,esta si que es una señora y nolos mangantes e inutiles que tenemos en esta gobierno de tambor y pandereta.Todos unos traidores y mentirosos.

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre