Hoy se ha querido reparar al pueblo gitano cuando se cumplen 520 años de la Primera Pragmática anti gitana, una normativa firmada por los reyes católicos en Madrid en 1499, y que originó una legislación discriminatoria que se ha extendido por siglos, hasta nuestros días.

La alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena ha querido ser la voz del pueblo de Madrid para desagraviar al pueblo gitano. “Me corresponde a mí en nombre de esta Ayuntamiento reparar esa gran injusticia histórica que significó la pragmática que los Reyes Católicos, Fernando e Isabel dictaron, en lo que era la sede de lo que hoy día llamamos el Ayuntamiento antiguo de Madrid”, ha recordado

Corría el año 1499, y hoy el ayuntamiento madrileño, corresponde a una petición que le han hecho las asociaciones gitanas. Manuela ha aceptado “esa declaración absoluta de reparación perdón y propósito de desarrollar todos los programas que sean necesarios para hacer posible esa reparación”, ha señalado, porque la palabra “reparación no puede ser solo una palabra, tiene que ser un propósito”.

El Ayuntamiento para ello ha programado varias actuaciones, entre ellas dar a conocer la historia de los Gitanos a los madrileños. “Es absolutamente necesario el conocimiento de la historia del pueblo gitano y el conocimiento de la represión que llevó a cabo”, no solo Castilla, si no España entera, ha señalado la regidora.

Para Manuela “la primera reparación siempre tiene que ver con la memoria, con reconocimiento”, y ha denunciado el desconocimiento de muchos madrileños y españoles, que “no saben lo que nosotros hoy hemos sabido, lo que nosotros hoy hemos podido estudiar. La historia no es simplemente acontecimientos que recogen los libros, es la plasmación que nos permite identificarnos con los que vivieron antes que nosotros”, ha dicho.

Manuela Carmena se ha felicitado por vivir en el siglo XXI, “en un siglo en el que se han establecido los derechos humanos”. El Ayuntamiento de Madrid ha puesto una frontera “a esa actitud absolutamente cobarde que es, no reconocer al diferente”, ha señalado la alcaldesa.

A lo largo de los siglos se ha expulsado a los diferentes, porque no se ha sido capaz de entender que los diferentes son como nosotros mismos. “La única diferencia es unas maneras de cultura que no hacen nada más que enriquecer la de todos”, ha dicho Carmena.

Y ha concluido con la reparación afirmando “qué cobarde, qué equivocación, qué negativo es, ante lo desconocido, eliminarlo, expulsarlo, entender que no existe”. Y recordando el Romancero Gitano de Federico García Lorca y, la belleza de ese pueblo, sin fronteras, sin guerras, pero con el amor de la salud y libertad. “Reparado queda, no solo por estas palabras mías, que quiero sean de toda la Corporación, si no por el propósito de iniciar ese programa de reparación. Salud y libertada”, ha finalizado la alcaldesa.

“Es absolutamente necesario el conocimiento de la historia del pueblo gitano y el conocimiento de la represión que llevó a cabo”

Por parte de las asociaciones gitanas han participado varios representantes, entre ellos varias mujeres que han querido hacer una reivindicación a la igualdad.

“Las primeras familias de nuestros antepasados Romaní gitanos de la India, llegaron a Europa Central al comienzo del segundo milenio, diseminados por todos sus territorios. Mantuvieron sus contactos por encima de la frontera de cada Estado que los acogía. Somos según Gunter Grass ‘europeos natos’”, han recordado los representantes romanís en el acto.

Hoy forman un pueblo de todo el mundo, sin guerras, sin territorio, pero de toda la tierra. Un pueblo sin Fronteras. Hoy estamos en la práctica totalidad de los Estados europeos, participando de la diversidad de las diferencias y compartiendo”.

Una historia común que empezó en el año de 1415, cuando el rey Alfonso V de Aragón, otorgó una carta de paso al pueblo gitano, con salvoconducto para peregrinar con su familia a la tumba del apóstol Santiago en Iría Flavia. El primer documento histórico hallado en los Archivos acredita la presencia gitana en Españas a comienzos del siglo XV, con el salvoconducto que el monarca aragonés concedió en Zaragoza el 12 de enero de 1425 ‘Al amado y devoto nuestro don Juan de Egipto Menor para transitar a diversas partes de nuestros reinos y tierras’.

Los primeros documentos que conservan son los libros capitulares del Concejo de Madrid sobre la presencia de sus ancestros en la villa. Los regidores otorgaron en la iglesia del Salvador, el 24 de mayo de 1484, a una familia gitana, ‘mil maravedíes para costear su paso por nuestros caminos regionales’ a la razón viajeras. Se unía la búsqueda de una tierra de acogida afectados con hospitalidad durante 75 años la falta de estatuto jurídico como grupo nacional diferenciado, acabó por causar serias y duraderas dificultades al pueblo gitano, hasta nuestros días.

La programación para reparación cuenta con una programación “Madrid sin etiquetas”, que busca contribuir a la eliminación del racismo y la discriminación racial en la capital.

El jueves 21 de marzo, Día Internacional de la Eliminación de la Discriminación Racial, habrá actividades dirigidas a escolares entre las 9.30 y las 13.00 en la Nave de Terneras de Matadero, con un maratón de arte contra el racismo y a las 18.00 se proyectará un documental sobre la situación de los inmigrantes cuando se retiró el acceso a la sanidad, «Muerte accidental de un inmigrante. El caso Alpha Pam».

A esta actividad le seguirán los conciertos de la guatemalteca Rebeca Lane y de Vicious a partir de las 20.00, que pondrán el cierre a estas actividades, todas ellas gratuitas y de entrada libre hasta completar aforo.

El día contra el racismo se celebra el 21 de marzo en recuerdo a las 69 personas que en 1960 murieron tiroteadas durante una manifestación pacífica en Sharpeville, Sudáfrica, contra las leyes del apartheid.

Apúntate a nuestra newsletter

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre