Silverstone 2019 quedará en los anales como una carrera inolvidable: el sexto triunfo de Hamilton ante su público, el duelo incomparable de Verstappen contra Leclerc, la incapacidad de Vettel para controlarse en situaciones de extrema tensión…, pero nosotros en Las almas y la F1 nos quedamos con la maravillosa actuación de Carlos Sainz.

A Carlos Sainz ya le habíamos llamado El Español de Hielo hace tres semanas por su actuación en Paul Ricard, y los lectores apuntaron que se acabaría quedando con el apodo.

No estaba yo seguro del todo, lo admito, cuando he visto a Daniel Ricciardo: el mejor adelantador con diferencia que hay en la parrilla actual, pegado al tren trasero del madrileño. Y me he dicho: si es capaz de aguantar al mismísimo Daniel Ricciardo, que además iba con neumáticos en mejores condiciones, entonces el apodo, Spanish Iceman, será para siempre.

Ha conseguido quedar sexto, el gran Carlos Sainz, y es la tercera vez que lo logra este año. Aún no ha podido igualar esta temporada el resultado que conseguió en Singapur 2017 a los mandos de un ToroRosso, un cuarto puesto, pero no dudamos en que lo acabará logrando e incluso mejorando; estamos seguros, tenemos fe, de que en 2019 veremos a Carlos Sainz, Spanish Iceman, El Español de Hielo encima de los cajones por primera vez en su historia en la F1.

Nuestro alegría y nuestro aplauso: Bravo Carlos.

Otro burbon, por favor.

Tigre tigre.

1 Comentario

  1. Si está en el sitio oportuno y con el coche oportuno Carlos Sainz llegará a ser campeón del mundo de Fórmula 1

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

16 − catorce =