Supremo

La sentencia del procés, que se dará a conocer oficialmente en pocas horas, y que tiene lugar en plena precampañas electoral, permite a cada partido preparar su ofensiva electoral. El que da primero, da dos veces, y Pedro Sánchez, como presidente del Gobierno en funciones, ya ha anunciado una rueda de prensa, tras llamadas a la oposición, para crear un bloque de defensa de la Constitución.

Mientras, las filtraciones de la sentencia no han dejado en muy buen lugar a la propia Justicia.

Oriol Junqueras

Siempre digno y en su sitio, por su parte, Oriol Junqueras ha pedido a los independentistas, antes de que se conozca la sentencia del ‘procés’, «coraje, perseverancia y dignidad«. «Somos los que nunca nos cansamos, los que nunca renunciamos, los que nunca desistimos. ¡Pase lo que pase, persistamos, porque si lo hacemos, ganaremos», ha escrito el presidente de ERC en su artículo para ElNacional.

Por su parte, la CUP ha animado a movilizarse una vez se conozca la sentencia del procés. «Si nos quieres desmovilizados, movilicémonos. Si nos quieres obedientes, desobedezcamos. Si nos quieres solas y asustadas, juntémonos para que el miedo no nos paralice», ha señalado en un comunicado. El partido anticapitalista reivindica la «legitimidad de la desobediencia civil y la desobediencia institucional”.

Control policicial

En el aeropuerto de El Prat la Policía Nacional pide el billete a todas las personas que quieran acceder a la zona de salidas, según ha podido comprobar laSexta. Mientras, ante el TSJC, hay varios dispositivos de los Mossos d’Esquadra y una zona permanece vallada.

 

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?
Compartir
Artículo anteriorSecreto de sumario
Artículo siguienteSentencia a los líderes independentistas: sedición y malversación y altas penas de prisión
Directora Diario16.com Periodista en cuerpo y alma, licenciada en Ciencias de la Información por la Universidad del País Vasco, tras 15 años en medíos de comunicación, creó Comunica2 con su compañero de vida y también periodista, Sergio Arestizabal, para demostrar que otra forma de comunicar es posible. Tras sufrir censura y presiones de los poderes públicos en el ejercicio de su profesión, hoy es libre. Durante años ha asesorado personas y empresas en crisis o injustamente juzgados por la opinión pública y publicada. Hoy tiene el reto de que el Periodismo abra un profundo debate interno sobre cómo recuperar la honorabilidad de aquellas personas a las que por error enturbió su imagen pública. Inconformista y crítica, como debe ser una periodista.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

catorce + 19 =