Ana Patricia Botín entrando en la Audiencia Nacional

La declaración del pasado jueves de la presidenta del Santander en la Audiencia Nacional no hizo correr ríos de tinta ni horas de telediarios, a diferencia de lo que ocurrió con Emilio Botín en las ocasiones en las que fue interrogado por, por ejemplo, el caso de las cesiones de crédito. Más bien al contrario. De todo lo que dijo Ana Patricia Botín ante el juez Calama durante cinco horas los titulares mostraron aspectos que no afectaban en ningún caso al papel que jugó el Santander y, tal vez, ahí se puede comprobar el poder del banco que lleva el nombre de la capital de Cantabria y los efectos de invertir el doble que el resto de las entidades financieras españolas en publicidad.

Muchos de esos titulares se centraron en que, según la señora Botín, no recibió presiones ni de Luis de Guindos ni de Luis María Linde para hacerse con el Popular (El País, ABC, El Mundo y Cinco Días), titulares que se han cambiado en el día de hoy por el reconocimiento de que sólo le interesaba quedarse con el Popular en un escenario de resolución. Otros se focalizaron en la declaración de que no hubo ningún tipo de privilegio durante la subasta (Expansión). Por otro lado, hubo medios que siguieron centrándose en las líneas que han defendido durante el desarrollo del Caso Popular y focalizaron en que la señora Botín reconoció que no hubo déficit de provisiones (El Confidencial). Otros se centraron en el hecho de que Ana Patricia Botín contradijera la versión dada por Luis de Guindos (VozPópuli y El Español). Otros medios, directamente, decidieron no dar relieve a la noticia, ni siquiera con una nota de agencia. Eso fue lo que, a grandes rasgos, publicaron los grandes medios escritos.

Si nos vamos a las televisiones, el centro de noticias con más penetración entre la ciudadanía, los telediarios pasaron de dar una información concreta más allá del hecho de, en algunos casos, que la presidenta del Santander había ido a declarar o hacer mención a lo indicado por las agencias respecto a la negación de presiones.

Es cierto que en los cuerpos de la noticia se daba una información más amplia, pero, en algunos casos, sin concretar ni analizar las palabras de la señora Botín y las consecuencias que tuvo la resolución del Popular para 1,2 millones de personas. Tal vez, esta sea la causa de que, haciendo una búsqueda en Google, y escribiendo simplemente «Ana Patricia Botín», la totalidad de las noticias destacadas correspondan a Diario16. Será una consecuencia de que en el algoritmo de la empresa de Mountain View el Santander no tiene capacidad para manejar, influenciar o silenciar las noticias:

Es cierto, por ejemplo, que algunos de los grandes medios han cambiado sus titulares, manteniendo la información, como ocurre en la crónica de El País, o que han publicado en la apertura de hoy otras noticias con un cariz en el titular muy distinto. Sin embargo, se desliza cierta templanza en los análisis que se hacen de la declaración de la señora Botín y siguen dejando en el tintero las principales conclusiones y consecuencias de sus palabras.

Diario16 no posee la verdad absoluta, como nada ni nadie en este mundo, pero sí lleva investigando esta operación diabólica desde los días finales del verano de 2016, cuando en un encuentro de importantes empresarios y altos ejecutivos celebrado en una urbanización a 50 kilómetros de Madrid, nuestras fuentes me avisaron a mí, personalmente, de que Emilio Saracho había afirmado, tal vez por la animosidad y la desinhibición verbal, que volvía a España para presidir en Banco Popular. Son cuatro años de investigación personal y del equipo de Diario16 que nos han llevado a tener en nuestra posesión la documentación que demuestra que la caída del Popular no fue otra cosa que un rescate encubierto al Santander. ¿Por qué no contó la señora Botín el destino final de la ampliación de 7.000 millones? ¿Por qué no reconoció que ese dinero se utilizó para tapar el agujero que les había creado la devaluación de las divisas en los mercados en los que opera? Prefirió callar antes que mentir.

Por otro lado, según indican decenas de fuentes, parece que se ha decretado, desde hace tiempo, un plan para detectar los canales de acceso a la información de Diario16. Eso denota, en primer lugar, mucha preocupación por parte de los protagonistas y de los beneficiarios de la operación diabólica. En segundo término, si quieren encontrar a nuestras fuentes tienen a 1,2 millones de personas muy preparadas a las que se les arrebató su propiedad privada, sus ahorros, por culpa de una resolución que se realizó, casualmente, según los parámetros que marcó el Santander en el Proyecto Neptuno, el mismo que la señora Botín afirmó que era una «hipótesis de trabajo», una «ocurrencia» que la historia determinó que no era tal.

Este tratamiento «suave» de los medios de la declaración de la señora Botín es la consecuencia de la estrategia del Santander de regar de contratos publicitarios que, como ya hemos indicado anteriormente, duplica en presupuesto al resto de entidades financieras españolas y supone un 11% de sus beneficios. Será que tienen mucho más que tapar que su competencia y que los escándalos en los que está o ha estado inmerso el banco presidido por Ana Patricia Botín sea la causa de ello.

Las informaciones publicadas hicieron hincapié en lo que dijo la señora Botín, pero no en lo que calló. Como afirmamos en Diario16, ante una testifical es mejor no decir nada que mentir, porque entonces se estaría cometiendo un delito de falso testimonio y eso lo sabía perfectamente la presidenta del Santander. Y, sobre todo, no se centraron en un hecho que es clave en el Caso Popular: el banco presidido por Ana Patricia Botín se quedó por un euro con un banco solvente, con un patrimonio neto de 11.000 millones de euros y con capacidad para generar 1.100 millones de beneficios anuales. Esta es la clave, que se resolvió a una entidad financiera que no cumplía con los requisitos para ser resuelta, pero de la que el Santander se benefició al comprarlo por un euro.

Cada cual es libre de publicar lo que quiera, faltaría más, y cada cual tiene que defender su línea editorial. Sin embargo, pretender ocultar en titulares suaves aspectos que son fundamentales para, al menos, 1,2 millones de personas, lo que provoca es silenciar la magnitud del mayor expolio, vía una operación diabólica, que se ha producido en la historia de España. Es llevar la máxima «de lo que no se habla, no existe» a su máxima expresión. El problema está en que ocultar la realidad se convierte en poner precio a la libertad y, eso, permítanme que les diga, en Diario16 no está en venta.

Apúntate a nuestra newsletter

8 Comentarios

  1. Gracias infinitas por vuestra labor de investigación y de difusión. Esperemos q con vuestra ayuda y las pruebas que habéis presentado también la justicia abra los ojos ante la evidencia.

  2. Quién muerde la mano que le da de comer, le ponen «bozal» …..y ahí fuera hace mucho frío!.
    Dicho de otras formas:
    Tirame pan y llámame perro!
    Ande yo caliente y ríase la gente!
    Etc.

  3. Gracias por todo el trabajo, que estáis haciendo, ojalá tengamos suerte y se demuestre lo sinvergüenzas que son todos

  4. Evidente,admirados Esteban,Manuel etc.Vosotros llevais(a mi me consta,al menos, desde junio de hace 3 años)demostrando que «no teneis esa lengua de mamones del poderoso».Que no necesitais «venderos» a nadie,ni comportaros como «estomagos agradecidos»de este asqueroso poder economico que trapichea España y roba sin recato en cuanto puede.Mantener esa INDEPENDENCIA periodistica es algo que os honrra y yo personalmente os agradezco de la unica forma que puedo hacerlo:con mi suscripcion…A ello animo a todos los miles de seguidores que teneis,pues no es facil mantener LA OBJETIVIDAD de un periodico(como es el «nuestro»Diario 16)en un flagrante caso de corrupcion como es el robo a 305000 familias del Popular que implica a un gobierno elegido democraticamente(y sus secuaces de la CNMV,JUR,SanLADRON CATABRON etc etc)…….Si queda un poco de dignidad en «La Justicia» española y europea…..primaran los hechos(demostrados en estos 3 años por Diario 16)y nos devolveran lo robado y,con algo de suerte,ese miserable,al menos,del Sarnacho terminara con sus huesos en la carcel………»no tengo ni puta idea de como se gestiona este banco»(o algo similar decia este «pajaro»cuando le nombraron)he leido esta mañana en una noticia del periodico Hispanidad……
    Mucha suerte 349999 «amigos robados» y,si podeis,hacer(como yo)un esfuercillo por ayudar a este periodico que,desde hace 3 años y cada mañana,nos «hace un poco mas amable la vida» a los robados del B.Popular.

  5. Es inconcebible que en un sistema que define a si mismo democrático exista banca privada. El dinero es la sangre de la economía, es lo que facilita el intercambio económico; si este está en manos privadas, esas manos son los dueños de la economía de un País; es decir, son los dueños del País. Banca pública ya y nacionalización de la banca privada; con el dinero que nos deben y no han devuelto ni piensan devolver (muestra que los gobiernos están sumisos ante el gran capital), ya se paga su valor.

  6. Según la Sra. Botín, “El Banco Popular sólo tenía una grave crisis de liquidez»,… Sra. Botín y ¿quién provocó la crisis de liquidez? ¿no fue Saracho por sus palabras en la Junta de Accionistas? ¡Claro! ¿A quién se le ocurre hacerlo presidente del B. Popular? Pues Saracho fue un hombre del B. Santander, con un historial previo en el B. Santander. Contratado por 4 millones de euros y no compró ni una acción del B. Popular. ¡Claro! Ya sabía lo que iba a suceder. ¿o porqué contrata al despacho Uría y Menéndez antes de ser Presidente del B. Popular?
    Sra. Botín usted sabe que todo fue una trama para que el B. Santander se quedara con el “botín” (el B. Popular) y diera el “pelotazo”… Usted reconoce la solvencia del Popular porque no le queda más remedio, quisieron ustedes engañarnos ajustando el patrimonio del B. Popular con las pérdidas que declararon de más de 12.000 millones después de su adquisición…
    Ustedes han estado haciendo caja día tras día, vendiendo todo lo que no les interesaba (Wizink, TotalBank, el 51% de la Inmobiliaria, etc.), solicitando y desgravándose de impuestos por las pérdidas anteriores del B. Popular. Se quedaron con lo que le interesaba, con las oficinas centrales del B. Popular, valoradas en 400 millones y a estrenar, así se trasladaron ustedes.
    Ustedes se quedaron con el B. Popular no para “reflotarlo” sino para hacer caja: Cerrando más de 1.000 sucursales, reduciendo plantilla nada más llegar en más de 1.000 cargos y más tarde más de 3.000 trabajadores del Banco… y lo grave del caso que nos está costándonos el dinero a todos los españoles.
    Si no hubo engaño en la ampliación de capital del 2016, y el B. Popular era solvente,… ¿por qué no les devuelven lo suyo a los inversores?… Ustedes lo quisieron todo gratis (por un euro) y se equivocaron. Ustedes se han convertido en los «okupas» del B. Popular, en los ladrones de guante blanco. Tal vez tendrá papeles (del la JUR, del FROB,…) que acreditan su adquisición,… esto no son más que papeles, lo verdaderamente importante es que su forma de actuar les puede salir caro.
    Muchos clientes del B. Popular cerramos nuestras cuentas y productos contratados, no quisieron cuidar los clientes del B. Popular,… Ustedes en la mañana del 7 de junio de 2020 se jactaban con la adquisición del B. Popular y viendo cómo subía el valor de las acciones del B. Santander. Incluso llegando a un valor bursátil superior a 6 euros por acción, han ido cayendo hasta menos de 2 euros y esperen que aún seguirá bajando.

    Ya dijeron ustedes que el B. Santander en España no era rentable,… ¿y qué les ocurre en Puerto Rico, un país en quiebra? ¿En Brasil, Argentina, Méjico, EEUU y en el Reino Unido con el Brexit, etc? ¿Y los miles de millones que le reclama la Hacienda Alemana?, etc. ¿Dónde están teniendo beneficios? ¿No estarán todas sus cuentas maquilladas? Uy, uy,… Sr. Botín como usted dice: “este Banco juega en otra liga”. ¿En qué liga? ¿En la del engaño?

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre