La presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso ha afirmado durante los actos de la festividad de La Paloma que, a veinte días de la vuelta a las aulas, el próximo 4 de septiembre, todavía está ultimando “un plan de vuelta al colegio para que se haga dentro de la mayor normalidad posible”.

Según los datos oficiales que ofrece el gobierno autonómico madrileño, el contagio del coronavirus se ha desatado en la región desde las últimas cinco semanas, que multiplica por 20 los casos de coronavirus en el último mes: 1.000 positivos diarios, muchos de ellos en residenciad de mayores.

La presidenta de la Comunidad de Madrid, “la peor de la historia”, según la ha calificado el portavoz socialista, José Cepeda, ha asegurado este sábado que el Gobierno regional está ultimando “un plan de vuelta al colegio para que se haga dentro de la mayor normalidad posible y no perder una generación de estudiantes”.

Los sindicatos madrileños, UGT y CCOO han mostrado su indignación, porque llevan denunciado desde hace meses la situación de precariedad y abandono que se está produciendo en los centros.

Desde CCOO no descartan una huelga en los centros educativos si Ayuso no garantiza una vuelta segura en septiembre, mientras desde UGT rechazaron frontalmente las “instrucciones de inicio del curso 2020-2021, que son el fiel reflejo de que la Consejería de Educación y Juventud de Madrid plantea un inicio de curso con total normalidad, como si no hubiéramos sufrido una pandemia y sin dar soluciones a cuestiones clave para el profesorado y el alumnado.

Ayuso también ha afirmado durante su intervención en los actos por la festividad de la Virgen de La Paloma, que “hay un número mayor de brotes y contagios no solo en Madrid y en la región, sino en toda España”. Por ello, ha señalado que el Gobierno regional está trabajando “sobre una situación que está contenida y que es de relativa calma, en todos los hospitales, y prepararse para la vuelta de los madrileños de las vacaciones”.

Ayuso ha subrayado que la Consejería de Sanidad está ultimando un plan de vuelta con el refuerzo del sistema y un plan de vuelta al colegio para que se haga dentro de “la mayor normalidad posible” y todo ello a veinte días de la vuelta a las clases y con los profesores de vacaciones.

Isabel Galvin,secretaria General de Enseñanza CCOO Madrid, ha afirmado que existe máxima “preocupación y malestar” en la comunidad educativa, porque “no hay un plan que garantice una vuelta segura. No está previsto bajar ratios, no se han hecho convenios con los ayuntamientos para ampliar los espacios y se ha prohibido incluso a los equipos directivos hacer reformas en los centros educativos públicos para garantizar la distancia de seguridad”.

Además, lamentó que el Ejecutivo que preside Ayuso no tenga previsto realizar la contratación de al menos 11.000 docentes necesarios, “ni a las enfermeras escolares, ni la puesta en marcha de servicios de prevención”.

Teresa Jusdado, secretaria de Enseñanza de la FeSP UGT Madrid, ha denunciado que  “ha habido ausencia de negociación” en la vuelta a las aulas. Una vez más, “no se está negociado en el ámbito de la Mesa Sectorial, tal y como desde UGT solicitamos en reiteradas ocasiones”.

“No hay una reducción del horario lectivo del profesorado en ninguno de los niveles educativos. Esta Consejería sigue incumpliendo las recomendaciones de la Ley 4/2019. Tampoco se contempla una reducción de la carga horaria lectiva para los tutores o jefes de departamento en Secundaria, FP y RE, ni se asegura el derecho de reducción del horario lectivo para los docentes mayores de 55 años”, ha señalado.

Jusdado ha denunciado que “no se hace una sola alusión al incremento de los recursos humanos y materiales para los más que necesarios desdobles de grupos, para respetar la distancia de seguridad, ni para atención a la diversidad. Con los cerca de 290 millones de euros que va a recibir la Consejería procedentes del Gobierno, más la propia partida que debe aportar la Comunidad de Madrid, hay más que suficiente para: contratar a más profesorado, reducir las ratios y dotar a los centros de todas las necesidades tecnológicas a disposición del profesorado y del alumnado”.

Ayuso ha querido rematar sus palabras afirmado que “los padres puedan dejar a sus pequeños en clase mientras ellos vuelvan al trabajo”. Además, ha repetido que se reforzará la Educación Especial para aquellas familias que tiene hijos con especial dificultad de aprendizaje y se hará un programa específico. La Comunidad de Madrid está sobre todo ello y queremos pedir solidaridad a los madrileños, a las administraciones y a la sociedad civil porque en la primera parte de esta pandemia trabajamos todos juntos”, ha dicho.

Todos estos despropósitos a pocas semanas de la vuelta a las aulas y sin negociar ninguna medida con la mesa sectorial de la enseñanza de Madrid, en donde están representados los sindicatos.

Mil casos diarios

Los datos le vuelven a quitar la razón: Según los datos oficiales que ofrece el gobierno autonómico de Isabel Díaz Ayuso, el contagio del coronavirus, por primera vez en cuatro meses se ha superado el millar de positivos diarios.

Según los datos oficiales de la Consejería de Sanidad de Madrid, la barrera de los mil casos se superó el 4 de agosto con 1.019 y se ha repetido desde entonces el 6 de agosto con 1.191, el 7 de agosto con 1.436, el 11 de agosto con 1.603 y el 12 de agosto con 1.336.

La región no contabilizaba 1.000  casos de coronavirus desde el pasado mes de abril, en la peor época de la pandemia por COVID-19. En concreto, desde el 14 de abril, cuando se superó por última vez esa barrera con 1.205 positivos.

Apúntate a nuestra newsletter

1 Comentario

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre