Europa mira con sorpresa a Austria, donde el Partido Popular de ese país ha puesto en manos de los ultranacionalistas un total de seis ministerios. El presidente más joven de la UE se ha rendido para poder gobernar ante la extrema derecha, un movimiento que sigue creciendo de forma preocupante en el viejo continente.

El presidente de Austria, Alexander Van der Bellen, ha dado este sábado luz verde a la formación del nuevo Gobierno entre el Partido Popular austríaco (ÖVP) y los ultranacionalistas del Partido Liberal (FPÖ) y ha anunciado que la toma de posesión tendrá lugar este lunes. En el reparto de carteras, la ultraderecha controlará seis ministerios.

A sus 31 años de edad, el popular Sebastian Kurz será el jefe de Gobierno más joven de Europa. Heinz-Christian Strache, líder de los ultranacionalistas, será el vicecanciller y ministro de Funcionarios y Deportes.

Apúntate a nuestra newsletter

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre