La Universidad de Monash (Australia), a través de un estudio colaborativo dirigido por el Biomedicine Discovery Institute (BDI), asegura haber evidenciado en cultivos de laboratorio que el ivermectin, un medicamento antiparasitario que está disponible en todo el mundo, mata al COVID-19 en 48 horas.

Según los investigadores, una sola dosis elimina todo el ácido ribonucleico (ARN) en dos días y que en 24 horas ya se produce una reducción significativa del virus en el cuerpo.

El ivermectin está aprobado por la Agencia Americana del Medicamento (FDA, por sus siglas en inglés) y ya ha demostrado su eficacia en laboratorio contra la gripe, el VIH, el dengue o el ZIKA. Por tanto, se trata de un fármaco seguro. A los investigadores ahora les queda determinar la dosis adecuada para los seres humanos.

El hecho de que sea un medicamento que se puede encontrar en cualquier país podría suponer un gran avance contra la pandemia, puesto que agilizaría de manera significativa la disponibilidad a nivel mundial.

Apúntate a nuestra newsletter

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre