Ángel Garrido deja la política ante la «polarización» que vive la política española. Así acaba su carrera institucional, primero de la mano del PP y luego de Ciudadanos, al entender que «blanquear lo que no es otra cosa que política de bloques, radicalismo y en buena medida crispación».

El expresidente de la Comunidad de Madrid ha militado 30 años, primero en el CDS, luego en el PP (donde fue presidente del Pleno del Ayuntamiento y concejal en distritos como Chamberí y Villa de Vallecas) y posteriormente vicepresidente con Cristina Cifuentes, a la que sustituyó cuando ella abandonó la política en abril de 2018. Finalmente se pasó a Ciudadanos.

En una carta de despedida, Garrido muestra su cariño a Aguado le muestra «su cariño y su confianza desde el primer minuto hasta el último». Afirma así que, «le deseo mucha suerte, al igual que a  Edmundo Bal, que emprende ahora una apasionante tarea en clara alusión a aceptar ser el candidato de Ciudadanos a la comunidad de Madrid.

Apúntate a nuestra newsletter

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre