El consejero Javier Imbroda no ha estado presente en la cita clave de este martes para tranquilizar a la comunidad educativa en la vuelta a clase en poco más de un mes.

La comunidad educativa andaluza mantiene su malestar contra los planes de la Consejería de Educación en la vuelta al colegio en septiembre de forma totalmente presencial y manteniendo las ratios actuales, por encima de 25 alumnos de media por aula, y se ha rebelado contra la “presencialidad segura” que sigue planteando el Gobierno de Juan Manuel Moreno Bonilla, que no se cansa de apelar una y otra vez a la “responsabilidad de todos”, pero sigue sin adoptar medidas contundentes de seguridad que tranquilicen a todas las partes implicadas en la educación. La mesa sectorial de Educación celebrada este martes 28 en Sevilla con la ausencia del consejero de Educación, Javier Imbroda, ha confirmado las posturas claramente encontradas entre la Consejería y las distintas centrales sindicales que representan a los docentes, personal administrativo y directores de colegios.

Como únicas novedades surgidas de esta reunión, el departamento que dirige Imbroda ha planteado que a comienzos de septiembre se realizará, en coordinación con la Consejería de Salud, test masivos “al personal que trabaja en Educación” y también se dotará a los centros de material de protección, sin especificar más detalles, según un comunicado enviado por la Consejería de Educación.

El consejero Javier Imbroda se ausenta de una reunión clave para tranquilizar a una comunidad educativa rebelada contra la incertidumbre de la vuelta a clase

Entre las medidas anunciadas este martes por la Administración andaluza, se plantea la posibilidad de estudiar “sistemas de flexibilización” y también incorporar al personal de limpieza durante el horario lectivo de los centros escolares. La Consejería de Educación se ha comprometido además a adelantar al mes de agosto la contratación del personal de apoyo, en principio unos 4.000 en centros públicos, lo que supone una media de menos de uno por cada centro educativo público existente en Andalucía). La viceconsejera de Educación, María del Carmen Castillo, también se compromete a estudiar la situación de los docentes más vulnerables.

Castillo ha subrayado “la flexibilidad y el asesoramiento” y el “permanente diálogo” con el sector, algo que la comunidad educativa ha recriminado precisamente por su ausencia de forma reiterada al departamento que dirige Javier Imbroda durante toda la crisis sanitaria. Educación emplaza a la Mesa a una nueva reunión a finales de agosto para estudiar la evolución de la situación, aunque por el momento la sensación es de generalizada “decepción”.

Desde el sindicato de enseñanza Ustea se habla de “decepción en cuanto al refuerzo de las plantillas mientras se mantienen unas insuficientes e irreales instrucciones”. A ello califica “del todo decepcionante” comprobar que las cifras anunciadas por Educación “no son más que una suerte de marketing político”, ya que a día de hoy los centros aún no saben con qué refuerzo de las plantillas docentes van a contar, “por lo que difícilmente podrán planificar el inicio de curso con la anticipación suficiente”.

El sindicato Ustea apunta que, además de las contrataciones anunciadas, sólo se incluirán en la colocación de efectivos definitiva los correspondientes a la reducción horaria para tareas de coordinación Covid, “que, en cualquier caso, resulta del todo insuficiente” para este sindicato ya que supone sólo la contratación de 461 nuevo docentes en el cuerpo de maestros de la especialidad de Primaria y 340 en el caso de Secundaria.

Incumplir la ley de riesgos laborales

Sobre las nuevas tareas del personal de limpieza, con la contratación de entre una y dos profesionales más en función de las dimensiones de cada centro y recurriendo a empresas externas, “esta cifra ni siquiera vendría a corregir, en cientos de centros, el déficit estructural que se viene arrastrando durante años en estas plantillas, además de ahondar en el modelo de externalización de servicios”. Ustea cree que “con estos recursos difícilmente se podrá dar cumplimiento a las medidas de limpieza y desinfección que desde la propia Consejería de Salud se han determinado para los centros educativos”.

A todo esto hay que sumar la queja sindical de que los planes de la Junta de Andalucía para la vuelta al colegio en septiembre de forma totalmente presencial “podrían incumplir la propia Ley de Prevención de Riesgos Laborales”, puesto que se delegan funciones preventivas en trabajadores y trabajadoras “sin que éstas cuenten con la capacidad para ello, así como disponer del tiempo y los recursos necesarios”, como establece el artículo 30 de la normativa.

Apúntate a nuestra newsletter

1 Comentario

  1. Obsesion con los test,con los pcr..!!
    ¿No queremos enterarnos o que pasa?
    Hoy das negativo al test..pero…y dentro de 4 dias..o 10 dias..o 30 dias..¿Acaso no te puedes contagiar y contagiar?
    Y si das positivo..es para toda la vida esa positividad?

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre