El refranero español dice «dime con quién andas y te diré quién eres» y Cervantes en El Quijote parafraseaba el refrán diciendo «dime con quién andas, decirte he quién eres».

La Fiscalía Anticorrupción, en base a informes de la Unidad Central Operativa (UCO) de la Guardia Civil, ha solicitado al magistrado de la Audiencia Nacional, Manuel García-Castellón, la imputación de Javier Monzón en el caso Púnica por «cohecho y corrupción en los negocios».

Respetando la presunción de inocencia del señor Javier Monzón, la realidad es que éste acumula ya un buen currículo, ya que tuvo que salir de la presidencia de INDRA en 2015, por diversos escándalos como, por ejemplo, el uso indebido para asuntos personales del avión de la empresa o por dejar unas pérdidas de más de 800 millones de euros.

Monzón fue recientemente nombrado por Ana Patricia Botín presidente de Openbank, el banco online del Santander, y de Prisa, editora de El País. Además, es consejero de Ferroglobe, compañía siderúrgica de Juan Miguel Villar Mir presidida por su yerno, Javier López Madrid, todos ellos involucrados en investigaciones de casos de corrupción.

Las imputaciones y escándalos evidencian que la elección de Ana Patricia Botín para nombrar presidente del banco online del Santander a Javier Monzón no parece acertada ya que chapotea en escándalos de INDRA y se le avecinan nuevos problemas con la petición de imputación de la Fiscalía Anticorrupción en el “caso Púnica”. Sin embargo, los escándalos de Javier Monzón no son los únicos en el Santander que preside Ana Patricia Botín, tal y como hemos publicado en diferentes artículos en este medio, además de que algunas de las personas que ocupan u ocuparon los más importantes cargos en la entidad cántabra también tiene un «currículo» de investigaciones e imputaciones por parte de la Justicia.

Juan Miguel Villar Mir, ex ministro de Hacienda y vicepresidente del gobierno para Asuntos Económicos y marqués de Villar Mir por concesión de Juan Carlos de Borbón, ha cesado recientemente en su cargo de consejero del Santander, acuciado por sus imputaciones en la financiación ilegal del PP y presuntos sobornos en México y Argelia. Está imputado por la Audiencia Nacional en la trama Púnica por prevaricación, malversación, fraude, cohecho, organización criminal, blanqueo, falsificación de documentos mercantiles y tráfico de influencias. En el caso Lezo y Fertiberia ha estado relacionado con supuestos sobornos en Argelia. Además, su empresa OHL ha sido denunciada en México por presunta financiación del PRI y comisiones en obras públicas multimillonarias. En mayo de 2017 se presentó denuncia ante el Instituto Nacional Electoral de México contra Villar Mir, en la que se mencionan innumerables grabaciones de directivos de OHL en las que se habla de sobornos a magistrados mexicanos como la supuesta forma de evitar cumplir sentencias judiciales y favores del gobierno para presionar a los jueces en beneficio de OHL, falsedad contable, etc.

Javier López Madrid, yerno de Villar Mir y amigo de Ana Patricia Botín, ha sido condenado por las tarjetas black de Bankia y está imputado en los casos Púnica y Lezo, Además, se le relaciona con el excomisario Villarejo y un sórdido episodio de presunto acoso sexual y coacción a la dermatóloga Elisa Pinto.

Javier Botín también fue imputado por la ocultación al Fisco español de los 2.000 millones de euros en el HSBC de Suiza y fue relacionado con el escándalo Madoff a través de M&B Capital Advisors.

Rodrigo Echenique Gordillo, fue imputado por la Audiencia Nacional por el caso de las cesiones de crédito acusado de fraude fiscal y falsedad documental, librándose de la condena por presuntos favores políticos y judiciales que dieron lugar a la controvertida «doctrina Botín» según las grabaciones del excomisario Villarejo que se han hecho públicas. Echenique se encuentra ya en retirada de sus funciones ejecutivas, pero continúa como consejero del Santander. También tiene relación con el caso de la finca de Mijas ya que era miembro del comité ejecutivo cuando se autorizó la venta de la finca a una sociedad fiduciaria por un presunto precio fraudulento.

Ignacio Benjumea Cabeza de Vaca, miembro del consejo de administración, está siendo investigado en la actualidad por el magistrado de la Audiencia Nacional José de la Mata Amaya por la presunta comisión de un delito de blanqueo de capitales relacionado con el patrimonio de la familia Botín en el HSBC de Suiza. Como secretario general y del consejo de administración, del comité ejecutivo y de todas las comisiones del Santander y máximo responsable del departamento jurídico del banco durante casi 20 años, era el responsable de asesorar de la legalidad de los acuerdos adoptados por todos esos órganos por lo que podría tener responsabilidad en la ilicitud de los mismos.

La consejera Sol Daurella Comadrán, presidenta de Coca Cola European Partners y de Cobega embotelladora de Coca Cola, fue imputada en un caso de delito de administración desleal, estafa judicial y contra los derechos de los trabajadores, en el que se ordenó la apertura del juicio oral por la Audiencia Provincial de Zaragoza por el caso Cacaolat. El juicio no se llegó a celebrar porque la señora Daurella alcanzó un acuerdo con los trabajadores a los que indemnizó para que retiraran la querella y no sentarse en el banquillo.

Guillermo de la Dehesa Romero, nunca se le ha relacionado con ninguna imputación judicial, si bien fue consejero delegado del Banco Pastor de 1988 a 1995, entidad gallega a la que se ha relacionado presuntamente con blanqueo de capitales, tal y como hemos publicado en Diario16 en relación a la investigación interna iniciada por el Banco Popular para esclarecer estos hechos.

A Ramiro Mato García-Ansorena no se le conoce implicación en ningún proceso, pero podría estar relacionado con el escándalo de blanqueo de capitales de la lista Falciani y los 2.000 millones de euros en Suiza de la familia Botín que se instruye en la Audiencia Nacional contra Ignacio Benjumea y directivos del departamento de prevención de blanqueo de capitales del Santander y la BNP Paribas, entidad francesa de la que Ramiro Mato fue presidente en España, en el tiempo en el que el Santander firmó un contrato de prestación de servicios para que se ocupara de la sociedad panameña North Star relacionada con los Botín.

Con todo este historial, a qué esperan el resto de consejeros como José Antonio Álvarez, Bruce Carnegie-Brown, Homaira Akbari (Doctora en Física experimental de partículas) o Esther Giménez Salinas (Doctora en Derecho y exRectora de la Universidad Ramón Llul), para abandonar el consejo de administración del Santander antes de que se hunda el barco y se les aplique el dicho «dime con quién andas y te diré quién eres» para considerarles presuntos cómplices de todas las tropelías cometidas en el Santander.

6 Comentarios

  1. Asqueroso país con justicia implacable para los robagallinas y jueces bien engrasados para la peor inmundicia humana, si es que a esta gente se la puede meter dentro del género humano.

  2. Si a esa tía del Santander le informan del odio que rezuman los diversos foros, hacia ella y el banco, debería estar preocupada. Cualquier persona bien nacida, tendría una honda preocupación con esas manifestaciones y actuaría en consecuencia para modificar a su conducta. Pero continuamente demuestra su CALAÑA.

  3. esta claro por el articulo del diario 16
    el santander es una cueva de ladrones.
    si no estas imputado no llegas alto en el santander ,
    para entrar en el consejo y en puestos de poder en el santander tienes que demostrar que eres un golfo y un estafador

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre