Las diferentes informaciones sobre los escándalos de Vox en la provincia de Almería ha provocado de Santiago Abascal reaccione de manera fulminante. Vox se está desmoronando en Almería. La formación de Santiago Abascal es un partido que da la idea de estar bastante ordenado. Sin embargo, al igual que le resto de formaciones políticas con una mayor experiencia en procesos pre electorales, no está libre de polémica interna por la confección de las listas para las elecciones municipales.

Los diferentes movimientos para la confección de las listas electorales para las elecciones municipales y generales provocaron una división dentro del partido de ultraderecha entre una parte muy importante de su militancia y una facción de la dirigencia. Además, las diferentes denuncias que llegaban a la sede de Madrid hacían que la Ejecutiva nacional pusiera en vigilancia lo que estaba ocurriendo en Almería, una provincia en la que Vox tuvo una penetración importante.

En el mes de junio, tras las municipales, Abascal pudo ver cómo sus compañeros de partido almerienses no dejaban de darle disgustos tras la remisión a todos los cargos electos de Vox una circular remitida por la Vicesecretaría Nacional de Organización en la que se comunicaba a estos cargos electos el nombre de las personas que se había decidido desde Madrid (Área de Coordinación Intermunicipal (ACI)) para que fueran los candidatos del partido de ultra derecha para ocupar el cargo de diputado provincial en las Diputaciones correspondientes. Por Almería se señalaba a Juan Francisco Rojas Fernández y a Juan José Ibáñez Calderón. En la circular se indica lo siguiente: «os trasladamos la necesidad de apoyar al candidato propuesto por el ACI por la totalidad de los concejales de la provincia».

Sin embargo, según distintas fuentes consultadas por Diario16, en El Ejido decidieron de manera unilateral apoyar a su cabeza de lista, Juan José Bonilla, que ni siquiera está en el cuadro remitido por Madrid, en vez de a quien se indicó desde la Vicesecretaría de Organización. Este hecho provocó que Abascal la ejecutiva no han temblado a la hora de tomar la decisión de expulsar del partido a los concejales de la localidad almeriense «por anteponer su ambición personal al interés de sus votantes», según se indica en un comunicado hecho público por Vox en el día de hoy.

Según ese documento al que tuvo acceso Diario16, el partido de Santiago Abascal inició «los trámites de expulsión del partido de Juan José Bonilla López y Rosa María Martín Escobar, concejales elegidos en el municipio almeriense de El Ejido tras haberse hecho con el acta de diputado provincial por el Partido Judicial de Berja (Almería) contra la decisión de la dirección nacional del partido».

Por otro lado, los pactos con alcaldes imputados por presunta corrupción en El Ejido (Francisco Góngora) o en Roquetas de Mar (Gabriel Amat) hizo que saltaran las alarmas en la sede de la madrileña calle de Nicasio Gallego.

En Roquetas de Mar es donde ha vuelto a saltarle una nueva crisis con la salida de dos de los concejales que cobraban sueldos astronómicos, por más que esos ediles anunciaran que pasaban a ser concejales no adscritos tras su expulsión de Vox afirmara a la Cadena SER que ellos no habían llegado a la política para vivir de ella.

Por otro lado, en el consistorio gobernado por Gabriel Amat se abre una crisis porque esos mismos concejales han advertido de que no seguirán las consignas ni la disciplina de partido de Vox porque ellos son no adscritos y, por lo tanto, no pertenecen al partido con quien Gabriel Amat. Sin embargo, el alcalde roquetero tiene ya experiencia en manejar apoyos de ediles no adscritos, tal y como se pudo comprobar en la legislatura pasada.

Todas estas informaciones exclusivas de Diario16 han hecho reaccionar a Santiago Abascal y a la ejecutiva nacional para tomar el control de una provincia políticamente difícil de manejar como es Almería, donde han pasado demasiadas décadas en las que se han generado demasiados intereses creados.

Vox salta por los aires en Almería tras los pactos con Amat y Góngora

Apúntate a nuestra newsletter

Dejar respuesta

Comentario
Introduce tu nombre