Fotos Agustín Millán

El artículo 45 de la Constitución Española afirma que: “Todos tienen el derecho a disfrutar de un medio ambiente adecuado para el desarrollo de la persona, así como el deber de conservarlo; que los poderes públicos velarán por la utilización racional de todos los recursos naturales, con el fin de proteger y mejorar la calidad de la vida y defender y restaurar el medio ambiente, apoyándose en la indispensable solidaridad colectiva; y que para quienes violen lo dispuesto en el apartado anterior, en los términos que la ley fije, se establecerán sanciones penales o, en su caso, administrativas, así como la obligación de reparar el daño causado”.

UGT confía en que la celebración de la COP 25, en nuestro país, que llama a la emergencia climática, permita impulsar el artículo 45 de la CE referente al derecho a disfrutar de un medio ambiente adecuado y recuerda que hay que aprovechar la lucha contra el cambio climático para avanzar hacia un modelo económico, más justo social y medioambientalmente.

hay que aprovechar la lucha contra el cambio climático para avanzar hacia un modelo económico, más justo social y medioambientalmente responsable

En este 41 aniversario de la Carta Magna, que coincide con la celebración en Madrid de la Cumbre de Naciones Unidas sobre el Clima, el cumplimiento de este artículo se hace más necesario que nunca. Máxime teniendo en cuenta que ya no hay tiempo, que hay una emergencia climática, un punto de no retorno si no nos tomamos en serio la lucha contra la contaminación en nuestro planeta.  Los Estados deben comprometerse a reducir, de manera drástica, los gases de efecto invernadero, para que el calentamiento global se quede dentro del límite de los 2º C establecidos en el Acuerdo de París.

En la COP25 se deben alcanzar compromisos ambiciosos, reales y tangibles y esto exige un cambio profundo y rápido en la forma que producimos, nos movemos y consumimos.

UGT participa, de forma muy activa, en la multitud de actividades en torno a la COP25, propone medidas para avanzar hacia una economía baja en carbono, pero garantizando, al mismo tiempo, una transición justa para los trabajadores y trabajadoras, de tal forma que no se quede nadie a atrás. La lucha contra el cambio climático debe convertirse en una oportunidad para avanzar hacia un modelo económico, más justo social y medioambientalmente.

Conformación de un Gobierno, cuanto antes, para que dé cumplimiento a los mandatos constitucionales

Con motivo de este 41 aniversario de la Constitución Española, UGT hace un llamamiento a los partidos políticos para que asuman sus responsabilidades y busquen los consensos necesarios para constituir un Gobierno que, cuanto antes, haga posible el cumplimiento de los mandatos constitucionales.

Unos mandatos burlados durante años con la excusa de la crisis, y que ahora vuelven a congelarse ante la falta de diálogo, con mayúsculas, por parte de los partidos políticos para conformar un Gobierno. Es más, el panorama constitucional se ensombrece más aún si cabe, con la irrupción, por primera vez, en la Mesa del Congreso de los Diputados de un partido ultraderechista, como Vox, que preconiza justamente lo contrario a lo que dicta nuestra Constitución en distintas materias.

Y mientras persiste este contexto político, continúan adelante legislaciones lesivas para los derechos de los trabajadores y trabajadoras y para la sociedad en su conjunto, que es preciso derogar: como los dos últimas reformas laborales (en especial la de 2012, que endureció el artículo 52.d del Estatuto de los Trabajadores para facilitar el despido objetivo de los trabajadores y trabajadoras, aunque haya bajas justificadas); la reforma unilateral de pensiones, aprobada por el Gobierno del Partido Popular, en 2013, que acabó con el consenso político y social en esta materia; o el artículo 315.3 del Código Penal que sigue criminalizando el derecho de huelga. Así, continúan los recortes de derechos laborales y sociales y la situación crítica de muchos ciudadanos que sufren pobreza y exclusión social, algo totalmente contrario al mandato constitucional.

Establecer un suelo de gasto público y suprimir el artículo 135

Por otra parte, si no hay voluntad para abordar consensos políticos y sociales amplios, será imposible abordar las necesarias reformas constitucionales para mejorar la vida de los ciudadanos. Reformas orientadas a defender el derecho del trabajo, garantizando su dignidad, calidad y estabilidad, frente al uso abusivo de prácticas que vulneran los principios de justicia e igualdad. Reformas orientadas a hacer realidad derechos que muchas veces se quedan en quimeras: como la igualdad en todos sus ámbitos (acabando con las diferentes brechas y con la violencia de género); un régimen público de Seguridad Social, protección social y atención a las personas en situación de necesidad, blindado ante tentaciones de liberalización y/o privatización.

Asimismo, es necesario un reconocimiento explícito al derecho a una pensión pública, digna, suficiente y justa (lo que pasa por garantizar el poder adquisitivo de los pensionistas conforme al IPC); una definición rotunda sobre el derecho a la vivienda digna y adecuada; el reconocimiento de que los trabajadores y trabajadoras puedan ejercer su derecho a huelga, manifestación y representación; o el establecimiento de un suelo de gasto público (es preciso derogar el artículo 135 de la Constitución que impone un techo de gasto).

Al mismo tiempo, a juicio de UGT, sería necesario una redacción del artículo VIII para avanzar decididamente hacia un Estado Federal, a partir de un debate plural y sensible con la realidad cultural y política de cada Comunidad Autónoma.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

3 + cuatro =