Iñaki Urdangarin, cuñado del Rey Felipe VI acude al Constitucional al interpretar sus abogados que “la no suspensión de su condena le ocasionaría un perjuicio irreparable”. La intención es que se le anule la condena que se le impuso por el delito de malversación de caudales públicos.

En este sentido, el marido de la infanta Cristina solicita que se declaren vulnerados los derechos a la presunción de inocencia, a la tutela judicial efectiva y a la libertad personal.

El pasado 18 de junio Urdangarin ingresaba en la cárcel de Brieva. De no recibir el amparo del Tribunal Constitucional, una vez superados los diecisiete meses en prisión, el cuñado del Rey podrá acceder los permisos penitenciarios.

Como ya informó puntualmente Diario 16, Urdangarin cumplirá una pena de cinco años y ocho meses de prisión.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?
Compartir
Artículo anteriorCarla, detective
Artículo siguienteMerkel defiende “un auténtico ejército común” en Europa
Directora Diario16.com Periodista en cuerpo y alma, licenciada en Ciencias de la Información por la Universidad del País Vasco, tras 15 años en medíos de comunicación, creó Comunica2 con su compañero de vida y también periodista, Sergio Arestizabal, para demostrar que otra forma de comunicar es posible. Tras sufrir censura y presiones de los poderes públicos en el ejercicio de su profesión, hoy es libre. Durante años ha asesorado personas y empresas en crisis o injustamente juzgados por la opinión pública y publicada. Hoy tiene el reto de que el Periodismo abra un profundo debate interno sobre cómo recuperar la honorabilidad de aquellas personas a las que por error enturbió su imagen pública. Inconformista y crítica, como debe ser una periodista.

3 Comentarios

  1. Los cinco años y medio deberían haber sido impuestos a su mujer.
    A çel le correspondian, como mínimo, 20 años

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

15 + 7 =