La Asociación de Vecinos El Tajo y la plataforma Mi Barrio sin Amianto han convocado una concentración de protesta ante el palacio de Fuensalida, sede del Gobierno regional en Toledo, que tendrá lugar el próximo martes, 23 de mayo a las 18.30h. con el fin de trasladar la indignación ciudadana al presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page.

El asunto del amianto vertido a unos pocos metros de las viviendas de la ciudad de Toledo, no es nuevo. Viene desde 2002 aproximadamente, cuando la fabrica Iberturbo echó el cierre, desapareció, dejando todo los restos del amianto esparcidos por la zona. Hoy forman auténtica montañas, erosionadas por el viento, la madrigueras de conejos y demás elementos medioambientales que erosionan la tierra. Un informe de la Fiscalía General del Estado, realizado tras una denuncia presentada en 2014 por la Asociación de Vecinos El Tajo, la Plataforma de Toledo en defensa del Tajo, Ecologistas en Acción de Toledo e Izquierda Unida, eleva a 57.000 metros cúbicos la presencia de materiales con amianto, lo que equivalen unas 86.000 toneladas de material tóxico.

Restos de tuberías degradadas por el paso de los años, y lo que es mas grave: polvo de amianto acumulado que se esparce de un lado a otro a favor del viento. “Toledo es preciosa, el centro histórico es descomunal, pero podrían hacer también una ruta por aquí para que todos vean lo que hay en la trastienda…”

Desde entonces han pasado por el Ayuntamiento de Toledo todos los grupo políticos para gobernar la ciudad. Entiéndase todos, por los dos de toda la vida, PP y PSOE, pero ninguno ha hecho nunca nada para limpiar la zona. También por la Junta de Comunidades han pasado los dos grupos, pero tampoco nadie hizo nada en su momento; bueno sí, hicieron algo: autorizar sin ningún rubor, la construcción de viviendas a escasos 600 metros del vertido, con el agravante de que muchas de ellas son de protección oficial destinadas a familias con escasos recursos. Todo ello conociendo la peligrosidad de esos restos para la salud humana.

La Asbestosis es una enfermedad pulmonar, que se produce por la exposición al asbesto (amianto), habría que explicar a los políticos que la asbestosis produce Fibrosis en el interior de los pulmones que les impide expandirse y contraerse. Si analizamos esto a nivel muy básico, como para un político vamos, significa que si los pulmones no se expanden y no se contraen no pueden captar el oxigeno ni soltar el dióxido de carbono, por lo tanto: no se puede respirar.

Las Asbestosis, también puede causas Mesotelioma. Quizá lo entiendan mejor y mas claro si les explicamos que es Cáncer de Pleura. Desde luego, aunque podría, no les voy a explicar lo que es la pleura porque no es este el objeto de esta información. Y también Derrame Pleural: una acumulación de liquido que rodea los pulmones, los comprime e impide, igualmente la respiración. Todas estas enfermedades les pueden salir a los vecinos que tienen estos vertidos a escasos 600 metros sus casas. Virginia es una de las personas que reside en las proximidades de los vertidos. “No sé como vamos a terminar aquí. Me temo que hasta que no halla un caso de Mesotelioma nadie nos va a hacer caso”

Alguien debería decirles que los únicos responsables de que estas enfermedades aparezcan son ustedes; los políticos que desde 1995, por si no han caído, el siglo pasado, no han hecho absolutamente nada para evitarlo. Eso sí, después presupuestaran una millonada para la Consejería de Sanidad. Pero mientras tanto ni obligan a los propietarios a retirar el amianto de sus terrenos y entre administraciones andan a la gresca en que si quien debe retirarlo es la Junta o el Ayuntamiento. Después llegaran las lamentaciones y sus votantes entonarán aquel “Entre todos la mataron y ella sola se murió”.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

catorce + 6 =