No sabe, o no quiere, estar en un segundo plano. Por ello, la presidenta andaluza y baronesa más destacada del PSOE no ha tardado ni 24 horas tras la finalización de la frustrada XI Legislatura para romper en mil pedazos la entente cordial que ha mantenido con Ferraz todo el tiempo que ha durado el intento de Pedro Sánchez por formar un Gobierno.

Al igual que inmediatamente después del 20-D, cita electoral en la que los socialistas obtuvieron el peor resultado de su historia, Díaz pidió a su líder que el PSOE se quedara en la oposición –“que es donde los electores nos han puesto”, dijo–, ahora la presidenta andaluza está dispuesta este sábado a exigir “autocrítica” a la dirección del partido en el comité federal que servirá al PSOE para aprobar el reglamento de primarias para cerrar la candidatura del Gobierno y ratificar las listas electorales del 20-D, algo que no podrá cerrarse con las mismas caras tras la marcha por sorpresa de dos de sus pesos pesados, la catalana Carme Chacón y el fichaje estrella de Sánchez para el 20-D Irene Lozano.

Este jueves Díaz intentó marcarle el camino a Sánchez con sus alabanzas de Eduardo Madina para que sea incluido en un puesto relevante de las listas del 26-J, a diferencia de lo ocurrido el 20-D que quedó fuera del Congreso al concurrir como número siete por Madrid. Ahora, en una entrevista radiofónica en Radiocable, la presidenta andaluza vuelve a insistir en la idea de luchar para ganar las elecciones el próximo 26-J como única vía posible para poder gobernar.

“Es muy difícil en un parlamento con mayoría de derechas que un partido de izquierdas pueda formar gobierno con 90 diputados, eso se ha visto”, insiste la baronesa socialista, que añade que “por eso tiene que ganar el PSOE, no hay otra”. De esta manera, y veladamente, Díaz vuelve a criticar el intento a toda costa de Sánchez por formar un Gobierno que ha resultado un completo fracaso tras la fallida sesión de investidura a la que se sometió en el Congreso.

La baronesa andaluza recrimina a sus compañeros de Ferraz que no vale “mirarse el ombligo” tras haber obtenido el “peor resultado de la historia” del PSOE y por ello cree que su partido solo debe acudir al 26-J con la intención de ganar y no de buscar un pacto a cualquier precio, ya sea con Podemos, Partido Popular o con Ciudadanos. “Pactaría con los ciudadanos porque solo contemplo ganar, quien piense en pactar es que cree que no puede ganar”. Díaz cree que los españoles ya saben, después de estos cuatro meses de parálisis política, “quién ha tenido generosidad y quién ha estado en el tacticismo y el postureo”.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

3 × cuatro =