El Plan Parcial de Reforma Interior del ámbito MAHOU-CALDERÓN ha vuelto a recibir un varapalo de manos de Tribunal Superior de Justicia de Madrid, que en sentencia de 30 de mayo hecha pública el pasado viernes y recaída en el recurso que frente a aquél había promovido ECOLOGISTAS EN ACCIÓN, declara la nulidad del plan así como de la modificación puntual del Plan General de Ordenación Urbana de Madrid (PGOUM) de 1997 en dicho ámbito.

Como recordarán, ya una Asociación de aficionados y pequeños accionistas del Club Atlético de Madrid SAD, denominada “SEÑALES DE HUMO”, consiguió en 2015 la anulación del primer plan parcial, siendo por tanto ésta la segunda vez que la justicia frena en seco el proyecto pergeñado por Atlético de Madrid y Mahou, con el beneplácito del PP madrileño, tanto de Alberto Ruiz Gallardón como de su sustituta Ana Botella.

Si bien esta nueva sentencia puede ser recurrida ante el Tribunal Supremo, como de hecho lo fue la anterior y cuyo fallo está previsto para el próximo 28 de junio, tanto el gobierno municipal de Ahora Madrid como Atlético y Mahou, estaban ya en conversaciones para rediseñar el ámbito, de manera que se rebajaran los tintes especulativos y faraónicos que le adornaban, adjetivos que desde el propio Consistorio se han utilizado a la hora de mostrarse crítico con el desarrollo, ya desde su programa político, en el cual se prometía auditar esta operación urbanística.

De hecho, los vecinos de Imperial-Pasillo Verde y las AMPAS de los centros educativos del barrio afectados (Gran Capitán y Tomás Bretón) han mostrado su oposición encarnizada al proyecto, ostentando su representación y defensa jurídica Ecologistas en Acción, que finalmente ha obtenido del Tribunal Superior de Justicia la anulación del Plan Parcial. Consideran que el proyecto atenta contra el interés público dando prevalencia a intereses particulares sobre los de la ciudadanía

Según las últimas noticias, las torres proyectadas desde 22 hasta 36 plantas (véase fotografía) podrían pasar a tener una altura máxima de ocho pisos en todo el ámbito, pero los vecinos piden mayores dotaciones y equipamientos (centro de día para mayores y centro cultural-biblioteca, así como ampliación de los centros educativos) para posibilitar que el barrio pueda acoger a los nuevos moradores con las mínimas garantías de viabilidad y sostenibilidad y consideran que les ponen el caramelo de rebajar las alturas para echar en el olvido sus otras reivindicaciones.

DibujoDesde el Ayuntamiento, el Atlético y la cervecera, se mantiene que este retraso estaba previstot oda vez que los augurios judiciales no eran nada buenos dados los precedentes, si bien el PP siempre ha intentado sacar adelante el proyecto a base de reformas legales que el Tribunal considera que no son de aplicación.

El estrafalario retoque a través de la ley de Patrimonio Artístico con el que Ignacio González  en abril de 2013 intentó desbloquear la operación, en modo alguno obtuvo frutos, al  entender el Tribunal en su primera sentencia que el ámbito estaba afectado por la limitación de alturas (3 alturas más ático) introducida en la Ley del Suelo en 2007 por Esperanza Aguirre.

Y ahora el Tribunal sigue pensando lo mismo sobre la limitación de alturas y además introduce dos cuestiones nuevas, a saber:

1º.- La falta de previsión de Viviendas de Protección Pública en el ámbito, tal y como exige la ley.

2º.- La no aplicación al caso de la Ley 4/2015 que fue aprobada con los votos del PP y Cs y sobre la cual ya hablamos aquí  http://diario16.com/sobre-la-polemica-ley-del-suelo-de-madrid/

Empecemos por la segunda cuestión que ya tratamos hace dos meses, cuando les advertíamos que lo que acaba de pasar era lo más previsible. El Tribunal considera que a una decisión de nulidad judicial no se le puede aplicar retroactivamente una ley posterior y matiza “no es una cuestión de conceder carácter retroactivo a interpretaciones legales de preceptos derogados sino de aplicación de los efectos de la nulidad declarada judicialmente”.

También advertíamos que PODEMOS, a petición de Ecologistas en Acción y Señales de Humo, había formulado Recurso de Inconstitucionalidad contra la Disposición Transitoria de dicha Ley 4/2015, por entender que vulneraba varios preceptos constitucionales, pero para mayor información me remitiré al anterior artículo enlazado algo más arriba. La propia Asociación rojiblanca Señales de Humo, dentro de su procedimiento,  ha planteado al Tribunal Superior de Justicia que eleve al Tribunal Constitucional una Cuestión de Inconstitucionalidad de la aludida disposición Transitoria.

Pues bien, el asunto no es baladí, pues que el Tribunal Superior de Justicia mantenga que la derogación de la limitación de alturas de la Ley 4/15 no es aplicable al caso, obliga no solo a rediseñar el Plan Parcial, sino a acometer previamente una nueva modificación puntual del Plan General, toda vez que, de lo contrario, la limitación de alturas podría resultar insalvable, más allá de lo que pueda dilucidarse en el Tribunal Constitucional dentro de unos cuantos años, tiempo que juega en perjuicio de todos los agentes implicados.

Respecto a la falta de previsión de vivienda protegida, tiene así mismo vital importancia. Si en el desarrollo anulado se pretendía edificar 2000 viviendas, ninguna de ellas de protección, veremos como se sostiene económicamente ahora un nuevo desarrollo que apunta a la mitad de viviendas y una parte de las mismas con algún grado de protección, lo cual rebaja sobremanera las plusvalías urbanísticas del ámbito. Y cuando hablamos de números nos estamos refiriendo ahora al Club Atlético de Madrid SAD, que necesita que su suelo se valore en una suma cercana a los 170 millones de euros, por cuanto que el suelo del Calderón es el activo con el que se cuenta para, una vez vendido, liquidar el crédito que INBURSA de Carlos Slim le ha concedido para acabar de ejecutar el nuevo estadio ubicado en La Peineta.

peinetaAunque esta no es una sección deportiva, no hace falta ser un experto en fútbol para concluir que la situación para las arcas del Atlético de Madrid es muy comprometida. Se trata llanamente de echar cuentas. Si bien dispone de plazo hasta julio de 2021 para resarcir el crédito a Inbursa -siempre que de aquí a un año no haya sido capaz de enajenar el suelo del Vicente Calderón, pues en tal caso habría de pagar en julio de 2017-, difícilmente en tal plazo el terreno va a adquirir el valor que se pretende, por lo que deberá tirar de otros recursos ajenos a ese suelo y su economía, a pesar de los éxitos deportivos  incuestionables, está más maltrecha de lo que se puede pensar. No en vano arrastra unas pérdidas de 72 millones de euros de una operación inmobiliaria frustrada en Alcorcón en el ejercicio anterior, a lo cual hay que añadir la culminación de la total cancelación de su deuda fiscal y el necesario esfuerzo inversor para mantener al equipo en la élite europea donde le ha aupado Simeone.

Cierto es, que la entrada de capital chino en el Club a través de Wang Jianlin (Wanda Group) podría suavizar la situación a costa posiblemente de incrementar su participación accionarial, pero es algo que desde aquí, en cualquier caso, no podemos dar por sentado.

Así las cosas, el Ayuntamiento se planteaba aprobar el nuevo diseño del ámbito antes de vacaciones , pero si ha de acometerse la modificación puntual del Plan General de Ordenación Urbana con carácter previo a aprobar un nuevo Plan Parcial nos iremos sin duda a un plazo mucho más largo del manejado. Mientras, Mahou parece no tener agobios económicos y su pervivencia en modo alguno depende del desarrollo urbanístico que aquí nos ocupa. Y el Atlético, que sí los tiene, se puede encontrar con un nuevo y flamante estadio que pretende ocupar en junio 2017 y, a la vez, con el antiguo todavía en pie y el terreno donde se ubica y que está obligado a vender, sometido a las fluctuaciones del mercado inmobiliario, rompiéndose en cualquier caso en pedazos las previsiones que manejaba respecto a las plusvalías urbanísticas que dicho suelo podría reportar, lo que convierte la operación de traslado del estadio en altamente arriesgada desde un punto de vista financiero.

Y mientras tanto, la justicia acecha imperturbable, impulsada por las incombustibles Señales de Humo y Ecologistas en Acción que obtienen victoria en cada batalla judicial que acometen.  Veremos como acaba esta guerra. En unas semanas tendremos nuevos episodios.

 

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

2 × uno =