Efectivos de la Policía Nacional en Algeciras.

La Asociación Reformista de Policías ha lanzado un comunicado denunciando la situación en la que se encuentra la Comisaría Local de Algeciras. Este pasado 6 de febrero 20 encapuchados liberaban a un traficante que se encontraba en custodia policial, en el hospital de La Línea. Los dos agentes que custodiaban al detenido se veían completamente sobrepasados, y según el comunicado de ARP, ponían de manifiesto el estado de “déficit de una plantilla policial “parcheada”.

En el comunicado del sindicato, denuncian que en particular la comisaría de Policía de Algeciras es una de las de mayor actividad de toda la provincia, puesto que aúna en una misma dependencia “un centro de internamiento de extranjeros, un anexo en la localidad de Tarifa, un puesto fronterizo, el traslado de presos de la Prisión de Botafuegos y las diferentes sedes judiciales de la ciudad”.

Todo esto supone según ARP una situación que llega al extremo en que “la seguridad de los ciudadanos de Algeciras se ve en peligro”. Una Comisaría que no puede cubrir todas las funciones diarias de cualquier otro centro y además “patrullar diariamente la ciudad” y vigilar “la llegada incesante de pateras a nuestras costas”.

Desde hace tiempo, distintas organizaciones sociales vienen denunciando el acoso al que están sometiendo lo narcos a la ciudad. El pasado 8 de junio de 2017, un traficante de tabaco atropelló y mató a un policía local cerca de la frontera con Gibraltar.

ARP no es la única asociación que denuncia esta situación. La Unión Federal de Policía (UFP) ha cursado en 2017 hasta 68 peticiones de medios y personal y otras siete en lo que va de 2018. La respuesta de las autoridades ha sido la de “facilitar medios (algunos vehículos, partes de motocicletas solicitadas, chalecos antibalas), pero la carencia de personal sigue siendo la prioridad” declaraban en un comunicado.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

8 + 13 =