Foto Agustín Millán

Este fin de semana el Partido Popular decide en su 19 Congreso Nacional el o la que será el próximo presidente del partido que, hasta hace pocas semanas, lideraba el Gobierno de España. Se abre el telón del PP. Un hotel en las afueras de Madrid es el lugar que han elegido los populares para reflexionar y votar sobre quién de los dos candidatos que han pasado a esta llamada “segunda vuelta” guiará el futuro del PP. Pablo Casado o Soraya Sáenz de Santamaría.

Miles de cordones azules de las que cuelgan las acreditaciones de los compromisarios, personal de organización y medios de comunicación inundan los pasillos y las diferentes salas habilitadas para la celebración de este congreso.

El nerviosismo, la inquietud que se percibe entre los populares evidencia lo justo de la votación que celebrarán mañana los compromisarios. Unos, convencidos de que Soraya Sáenz de Santamaría será la próxima presidenta, por otro lado, otros que afirman sin temor a equivocarse que lo será Pablo Casado, y otros, prudentes, afirman que cualquiera de los dos será un gran presidente.

Las primeras intervenciones ante el plenario, tanto la del presidente de la comisión organizadora del congreso, Luis de Grandes, como la de Ana Pastor y la de Fernández Mañueco han resaltado la figura del expresidente del Gobierno, Mariano Rajoy, en una ausencia absoluta de autocrítica ni la mínima mención a la corrupción que llevó al Partido Popular a perder el gobierno.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

veinte + cinco =