Emilio Saracho, según las cláusulas de su contrato, tenía un seguro de responsabilidad (D&O) en el que, según un correo enviado el día 5 de junio a las 16.39 por Francisco San Miguel Barbón, abogado del despacho de referencia del Santander, Uría y Menéndez, incluía, entre otras cosas, la siguiente cláusula: «Banco Popular se obliga a concertar y mantener a su cargo una póliza de seguro de responsabilidad civil que cubra las responsabilidades contractuales y extra contractuales con terceros que pueda contraer el señor Saracho como consecuencia de las actividades propias de sus funciones, conforme a la práctica habitual del Banco respecto a los consejeros ejecutivos. Dicha póliza de seguro cubrirá las responsabilidades asegurables y habituales según las prácticas del mercado que, en el ámbito antes citado, pueda contraer el Sr. Saracho (sean o no empleados de Banco Popular) que realicen actividades bajo la dependencia o por encargo del Sr. Saracho». Este correo fue reenviado por Joaquín Hervada a Saracho el mismo día a las 16.51.

La firma de este tipo de seguros es habitual. La póliza se firmó con la aseguradora Chubb que, tal y como reconoce el propio Hervada en el correo que remitió a Saracho el día 7 de junio, es el mismo asegurador de los directivos y administradores del Santander.

El 7 de junio Emilio Saracho fue destituido por el Santander a las 12 de la mañana. Sin embargo, a las 14.44 Joaquín Hervada le envía un correo al ya ex presidente en el que dice lo siguiente: «Nos pregunta Willis [el corredor de Chubb] si queremos activar el run off, lo han visto y parece que no tienen problemas. Los aseguradores son los mismos del Santander».

Aquí encontramos una contradicción con las instrucciones recibidas desde Uría y Menéndez el día 2 de junio cuando se cerró el plan de acción de cara al «Día R». En ese documento, ya publicado por Diario16, se insistía en que, para evitar una fuga de documentación sensible del Popular, una vez que los miembros del Consejo, los administradores o las personas con poderes que fueran destituidas de sus funciones dejarían de tener acceso inmediatamente tras la destitución de cualquier herramienta del banco, incluido el correo electrónico. Sin embargo, tanto a Saracho como a Hervada se les permitía seguir utilizando su e-mail corporativo.

Que a Saracho se le permitiera activar el run off, es decir, que el seguro sigue cubriendo a los asegurados por un tiempo establecido una vez que el banco ha cambiado de dueño es un agravio comparativo con el resto de consejeros, exactamente igual que ocurre con la utilización de las herramientas de correo corporativas.

Además, Joaquín Hervada informa a Saracho de que existe la posibilidad de pagar una prima superior (que lo pagó el Popular) para incrementar las coberturas. A esta oferta Saracho respondió si eso se podía hacer aún. Esa ampliación de la prima del seguro tendría que ser autorizada por el Santander y sería irregular y un indicativo de la protección a Saracho ya que el hecho de que el seguro le libere de los gastos de defensa jurídica hace comprensible que haya contratado a unos abogados carísimos porque el límite de ese seguro oscilaría, según lo habitual en el mercado, entre los 80 y los 100 millones de euros.

Las mujeres «maltratadas» por el Santander

La Justicia ya tiene argumentos para paralizar la operación del Popular

Las claves de la «presunta» estafa del Caso Banco Popular

 

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

10 Comentarios

  1. A este habrìa que mirarle hasta el cajón de los calcetines, un registro de su casa y de sus ordenadores, tablets, móviles… de arriba a abajo. Seguro que aparece alguna cuenta en caimàn o barbados, etc…
    Paìs de sinvergüenzas y corruPPtos. SPAINXIT.

    • Este juez de mierda, esta con el poder, es otro ladrón.
      Tengo ganas de ver a España en el fangal, haber si despiertan los idiotas.
      Quizá vendría mejor una guerra para hacer limpieza.
      Se parecen todos a Negrín.

  2. este hijo de puta tendria que estar es soto del real a la espera de juicio por robo estafa y maquinación para altear el precio de a las acciones y como dijo en una entrevista que los accionistas sean dejado la piel despellejar le como s fuera un pollo literalmente hablando

  3. en los negocios de bancos ,la honorabilidad y el buen nombre no se premian ,simplemente se necesitan sinverguenzas que actuen al dictado del poder.
    saracho es un claro ejemplo .sigue estando en consejos de otras empresas como si no pasara nada y que
    decir de deloitte con multitud de denuncias e implicado en el caso bankia que sigue auditando como si nada .
    les interesa gente sin escrupulos .
    saracho seguira su vida en empresas de inversion primado por sus servicios .
    deloitte que huele que apesta igual.
    si pidieran el certificado de penales como requisito para trabajar en banca se quedaban sin muchisimos directivos ,bien lo sabe alfredo saez

  4. Menos mal q se va desenmascarando a esos impresentables. Tb gracias q se va viendo q en España no existe separación de Poderes, por tanto la justicia es impartida por srs. del ppcorrupto, porq sabido es cuantos miembros del Constitucional y del Supremo son exdiputados del pp. Así las cosas quien se extraña de la justicia corrupta q tenemos. Ya saben los andreus, la lamela….como tienen q portarse si slgún día quieren llegar a estos màximos tribunales. Es la política del palo y la zanahoria, os suena , verdad ? Pues esa es la justicia q tenemos en España, es decir ni más ni menos q la justicia que en la Edad Media administraban los señores feudales. El felipe estará contento, y la clase política tb, al fin y al cabo se la administran ellos a ellos mismos! OLÉ país de pandereta!

  5. SI EL SANTANDER NO HUBIERA ROBADO EL BANCO POPULAR,CAERIA AUN MAS RAPIDO DE LO QUE LO HACE EN LA BOLSA.
    estaria en 4 y bajando
    no eran tan maravillosos los resultados del santander ?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

5 − dos =