La canciller alemana, Angela Merkel, ha llegado a las 13.00 de este sábado al Palacio de los Guzmanes, donde ha celebrado un almuerzo de trabajo con el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez. Merkel pasará este fin de semana en Doñana invitada por el Presidente para abordar los temas clave de la agenda europea con especial atención a la migración, “un asunto en el que mantienen un enfoque conjunto”, según informan desde Moncloa.

El debate sobre la crisis migratoria ha sido el centro de la rueda de prensa, insistiendo en la idea de posición conjunta que incluya la participación de todos los miembros de la Unión Europea y también de los países de origen.

En ese sentido, Sánchez afirma que en países como Marruecos, al que considera uno de los principales socios de la Unión Europea, es necesario “reforzar la cooperación bilateral para establecer y controlar el flujo migratorio”. El presidente del Gobierno asegura que “no sólo podemos hablar del control de las fronteras y de las costas de Europa, sino que también hay que reforzar los movimientos secundarios y la cooperación con los países africanos. Ese es el planteamiento del Gobierno de España y el de Alemania”.

Angela Merkel, por su parte,  se ha mostrado dispuesta a hablar con el resto de países europeos y decidida a “luchar con las tendencias racistas porque el racismo no es un valor a conciliar”. La canciller considera que es básico “reorganizar la repatriación de manera conjunta entre los países de la UE y hablar también con los países de origen”. “Las tendencias racistas que vemos, lamentablemente, en todos los Estados miembros, es algo contra lo que tenemos que luchar”, ha dicho.

Merkel: “luchar con las tendencias racistas porque el racismo no es un valor a conciliar”

Pedro Sánchez ha sido consultado acerca de las políticas migratorias con el resto de comunidades autónomas para acoger a los menores no acompañados que están llegando a las costas andaluzas. El presidente asegura que habrá un acuerdo con todas ellas y que se va a añadir un “fondo de integración para la inmigración en los próximos presupuestos”.

Sánchez ha reclamado a PP y Cs que rebajen su tono en las críticas por la política migratoria, al considerar que “no están haciendo oposición al gobierno español sino al Estado” por los planteamientos que impulsan y la endurecimiento de su posición.

Sánchez: “Es necesario reforzar la cooperación bilateral para establecer y controlar el flujo migratorio”

Asimismo, el presidente les ha ofrecido un “pacto de Estado” sobre la cuestión en beneficio de todos. “Estamos hablando de la unidad de los demócratas en el año en que se ha anunciado la disolución de ETA, no rompamos eso. El PP sabe perfectamente cual es el desafío de la inmigración. Es un desafío que trasciende a un gobierno”.

Sánchez, ha “agradecido” el “tono que está adquiriendo” la conmemoración de los atentados del 17-A sufridos hace un año en Barcelona y Cambrils y celebra que se haya renunciado a convocar las muestras de rechazo a la presencia de Felipe VI a los actos. “Fueron unos  atentados terribles y no podemos olvidar que todos nos convocamos para estar juntos contra el terrorismo y mostrar unidad, y para ofrecer un mensaje de solidaridad con las víctimas y las familias”, ha dicho,

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?
Compartir
Artículo anteriorSe fue Enrique Laso
Artículo siguienteEspaña va mal
Redactora en Diario16, Asesora de la Presidencia de la Conferencia Eurocentroamericana, Consultora y Relaciones Institucionales en HoffmannWorld

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

dos × cuatro =