El sindicato enfermero, SATSE Madrid no ha recibido con buenos ojos el intento del alcalde de El Bolao, Javier de los Nietos Miguel, de limpiar el nombre de la farmacia de su municipio acusada de realizar su actividad al margen de la ley. Gracias a las denuncias que hicieron desde el sindicato, la Dirección General de Inspección y Ordenación de la Comunidad de Madrid comunicaron al Colegio Oficial de Enfermería de Madrid el cese inmediato de las actividades de atención farmacéutica domiciliaria que venía llevando a cabo la farmacia mencionada, al entender que se hacían sin la coordinación con los profesionales sanitarios del centro de salud de la localidad.

Ahora, tras un giro de 360 grados, el Colegio Oficial de Farmacéuticos de Madrid reclama a la Consejería de Sanidad que se restablezcan las actividades de atención domiciliaria a mayores en la localidad de El Bolao.

El alcalde de dicha localidad aseguró en rueda de prensa, el pasado 25 de octubre, que le pilló por sorpresa el revuelo generado entorno a su programa de ayuda domiciliaria a los vecinos mayores a través de la farmacia cuestionada. Javier de los Nietos no tuvo reparo en acusar a la a Dirección General de Inspección y Ordenación de la Comunidad de Madrid de mentirosos.

Del mismo modo, Luis González, presidente de la COFM asegura que desde su institución darán amparo jurídico a la farmacia de El Bolao y considera un “desacierto” la orden de cese cursada por Sanidad.

Ahora, desde el sindicato enfermero le recuerdan al alcalde que “la corporación municipal pagaba hasta 40 euros por paciente para que la farmacéutica acudiera a los domicilios de varios vecinos a tomar medidas de Tensión y Glucosa, control del peso, control de cambios de tratamientos, etc.” Unos servicios, que las enfermeras y médicos de todos los centros de salud y consultorios del SERMAS llevan a cabo de forma gratuita.

Además, todo ello se realizaba, tal y como indica la resolución administrativa, sin informar a los responsables sanitarios del consultorio local, una enfermera y un médico, y sin disponer de autorización de la Administración Sanitaria que fue quien, finalmente, ordenó el cese de esta actividad.

Por todo lo anteriormente mencionado, SATSE Madrid considera “muy grave” que el alcalde de El Boalo, Javier de los Nietos, afirme que la enfermera del consultorio local no se ha ofrecido a seguir manteniendo del servicio a los usuarios que eran visitados por la farmacéutica.

Ante las declaraciones del alcalde de El Bolao, SATSE asume que “pueden deberse “al desconocimiento de la labor que realizan los miles de profesionales” porque de otra forma no encuentran una explicación. “Nos consta que tanto el médico como la enfermera realizan la visita domiciliaria cuando es necesario y, sobre todo, cuando hablamos de pacientes con movilidad reducida”.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

siete + 20 =