Tras varias semanas de reuniones maratonianas, después de declaraciones de unos y otros en las que el Gobierno de Pedro Sánchez siempre se mostró optimista a un acuerdo con la formación morada y las advertencias que por parte diferentes dirigentes de Podemos exigían más compromiso en políticas sociales por parte del Ejecutivo, el pacto de presupuestos entre ellos parece ser ya una realidad. El acuerdo recoge que el SMI se subirá a 900 euros en 2019. Además, un “aumento del presupuesto en el plan estatal de vivienda, más protección a los inquilinos y regulación por ayuntamientos de precios del alquiler en zonas tensionadas”.

Más medidas transición energética, un aumento en dependencia “significativo” (El Gobierno de Rajoy nunca se comprometió), una subida del Impuesto de Patrimonio el 1% a las fortunas de más de 10 millones de euros, la adopción de la “ley de violencias sexuales de podemos entera”, permisos de paternidad y maternidad iguales e intransferibles “por ley” o un acuerdo de “becas y reducción de tasas universitarias” son otras de las propuestas. También incluyen la reforma ley electoral: mailing conjunto y listas cremallera obligatorias.

La portavoz del PSOE, Adriana Lastra, ya aventuró el pasado martes que habría “noticias en las próximas horas” y la ministra Montero añadió posteriormente que habría pacto “a finales de semana” y así ha sido.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

2 Comentarios

  1. Una vez más apreciamos, cómo la movilización de los ciudadanos, en el famoso 15 M, que la derecha quiso ningunear, desacreditar, sigue teniendo no sólo vigor, sino que continúa mejorando y regenerando la existencia de los ciudadanos. Sin dejarnos en el tintero que ha sido el germen, que por fin, ha permitido algo tan importante e ineludible; sacar a los ladrones de nuestras instituciones. Quedan numerosas vicisitudes y asuntos que corregir. Queda entre otras muchas inexcusables y apremiantes cuestiones, regenerar la decencia y la razón del poder judicial, asearlo y abordar las excesivas prebendas medievales y privilegios que permite a jueces y fiscales prevaricar contra ciudadanos inocentes, con perversa impunidad, persiguiendo y encarcelando sin ton ni son; arrasando las leyes y el sentido común; convirtiendo a demasiados ciudadanos en prisioneros de estos aprendices de dictador. Por patas huyen, apremiante defensa propia, al desolador destierro, personas en el punto de mira de estos estultos corrompidos magistrados, abandonando con furiosa impotencia, sus hogares, modus vivendi, familia, amigos, amado país, para pedir amparo, socorro, auxilio, arbitraje a una justicia Europea, que parece más imparcial, menos ideologizada más ecuánime, e impedir, dificultar, que lerdos, malintencionados, despreciables leguleyos, dejen germinar su patología, con enfermizo, funesto capricho, a diestro y siniestro y resulten los por el punible proceder, desterrados, enajenados, enjaulados. Quedamos nosotros, la razón, y la justicia Europea, frente a estas fuerzas, trabajadores cavernícolas, que usurpan, chulescamente, nuestras instituciones, que no son honestos, independientes, imparciales, justos, con intereses particulares y patología ideológica en su psiquis cincelada.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

tres × cuatro =