Después del 39 Congreso Federal del PSOE se han iniciado en todas las Comunidades los procesos de primarias en las que los militantes votarán las direcciones de las Federaciones Socialistas; en algunos territorios ya se han decantado por el candidato y celebrado sus congresos, en Galicia, aunque no se votará hasta el 8 de octubre, los precandidatos están en plena campaña dando a conocer sus proyectos e intenciones para el futuro del PSdeG.

A día de hoy tres son los aspirantes a la Secretaría General del PSdeG: Gonzalo Caballero, Xoaquín Fernández Leiceaga y Juan Manuel Díaz Villoslada.

Hoy entrevistamos a Juan Manuel Díaz Villoslada

Nacido en Ourense en 1965, actualmente vive en Oleiros y es Diputado del PSdeG en el Parlamento de Galicia por la provincia de A Coruña.

Licenciado en Derecho por la USC en 1988, pertenece al cuerpo superior de la Administración de la Xunta de Galicia, con diferentes puestos de trabajo y responsabilidades administrativas relacionadas con la ordenación del territorio y obras públicas, inspección de servicios o Administración local durante más de diez años. En el 2000 se incorpora al Ayuntamiento de A Coruña, donde desempeñó funciones de gestión de personal, hacienda y servicios generales. Gerente de la Universidad de A   Coruña desde 2012 hasta 2016.


 

¿Cómo valora la situación de la Universidad en Galicia y cuáles son sus proyectos al respecto?

La articulación del actual Sistema Universitario Galego (SUG) fue una medida valiente de un presidente socialista, Fernando González Laxe, acercando los campus a los principales núcleos urbanos y descentralizando las capacidades docentes y de investigación. Tenemos que seguir profundizando ahora en la especialización de los campus, para ganar mucha más presencia internacional, reforzando los vínculos con América Latina. Nuestro sistema universitario necesita una apuesta decidida por parte del Gobierno autonómico que potencie su financiación estructural y los resultados de investigación. La transferencia de estos resultados al tejido económico y social es clave, y el fomento de los programas de I+D en el sector privado gallego es también pieza esencial en nuestro desarrollo hacia modelos productivos de alta calidad.

La inversión gallega en I+D debe incrementarse de forma progresiva con un horizonte a medio plazo del 1,5% del PIB y del 2% a largo plazo. Tenemos que facilitar que nuestros investigadores, tanto pre doctorales como consolidados, desarrollen en nuestro sistema su carrera, ofreciéndoles un marco realmente competitivo. El retorno y la atracción de jóvenes investigadores debe ser una prioridad estratégica.

Debemos recuperar y potenciar un sistema de becas serio de acceso a la universidad, también, y de manera intensa para los estudios de máster. Los precios de acceso al sistema universitario no pueden nunca ser un obstáculo.

 

¿Cuál es su visión de la plurinacionalidad aprobada por el Congreso Federal? ¿Es Galicia una nación? ¿Es partidario de un estado federal?

Galicia, ya en 1978 fue reconocida constitucionalmente como Nacionalidad histórica, accediendo así a su marco de competencias por la llamada “vía rápida”. Galicia, en términos históricos, políticos, culturales y lingüísticos tiene un sentimiento propio de nacionalidad, pero sin que nuestra aspiración tenga una meta segregadora ni independentista; nuestra visión es una comunidad solidaria de pueblos con distintos sentimientos de identidad y pertenencia. El planteamiento plurinacional, superando el concepto del viejo Estado-Nación, puede ser un nuevo marco de convivencia entre los distintos pueblos de España.  Por ello, creo de forma decidida en un proyecto federal. El Estado autonómico fue un gran paso en 1978, ahora tenemos que dar un nuevo paso constitucional para trenzar mejor nuestro modelo de convivencia, un proyecto compartido y solidario, que refleje y satisfaga las peculiaridades y formas de ser y de sentirse de cada comunidad.

 

¿Cómo se traduciría su línea política galleguista en la acción política del PSdeG?

El PSdeG, incardinado en el sistema federal del PSOE, tiene y ha tenido su propia identidad. El Partido Popular ha tratado a Galicia habitualmente, si cabe con más intensidad en la etapa Feijóo, como una región meramente administrativa. Tenemos que avanzar en nuestro modelo estatutario, en las peculiaridades de nuestra planta local, recuperar y potenciar nuestro modelo de convivencia lingüística. Tenemos que garantizar estatutariamente derechos a servicios públicos que se han visto vapuleados en estos últimos ocho años en Galicia. También hay aspectos de la regulación laboral, de los derechos de los trabajadores, de negociación colectiva, que tenemos que recuperar y proteger al máximo nivel institucional posible. Nuestro sistema de financiación, tanto autonómica como local, debemos asegurarlo y mejorarlo en el conjunto de las negociaciones del Estado, pero liderando nuestros planteamientos, no sometiéndonos a las políticas predeterminadas desde Madrid.

 

¿Su opinión sobre la polémica del Pazo de Meirás y la Fundación Franco?

Estamos ante un claro ejemplo de falta de voluntad política en la recuperación de nuestra Memoria Histórica. Tenemos que reivindicar y por lo tanto estudiar los mecanismos jurídico-políticos necesarios para que el Pazo de Meirás deje de ser un anacronismo histórico, una vergüenza democrática, y se integre en el patrimonio público; como símbolo de nuestra madurez democrática y de nuestra capacidad para ser conscientes del pasado, para mirar a un nuevo futuro.

La Justicia debe investigar si la Fundación Franco ha cometido con sus acciones y manifestaciones alguna clase de ilícito. Debemos ser contundentes contra cualquier clase de fanatismo que genere odio y niegue de forma fascista nuestra historia.

 

¿Qué relación desea tener con el Partido Socialista de Portugal? ¿Se establecerá algún tipo de relación preferente entre el PSdeG y el PS portugués?

Creo que el Partido Socialista Portugués está dando un ejemplo de capacidad política, tanto internamente como en el contexto internacional. Nuestros vínculos con Portugal son claros, somos unas de las euro regiones más consolidadas. Por eso no dudo en que el PSdeG debe establecer una clara relación preferencial con el Partido Socialista Portugués.
¿Qué opinión tiene del gobierno de izquierdas en Portugal?

Como decía, creo que los partidos de izquierda portugueses nos han dado un ejemplo de capacidad política de entendimiento, en un contexto difícil para Portugal están consiguiendo salir de la crisis con políticas progresistas, y lo que es más importante, generando ilusión en su gente, con reconocimiento internacional. Deberíamos fijarnos más en sus cualidades, que pueden servir de modelo para el conjunto de las formaciones progresistas en España.

 

¿Qué destacaría de su labor en el Parlamento de Galicia en estos meses?

Sin perjuicio de iniciativas en otras áreas de trabajo que tengo asignadas, he tratado de concentrar mis propuestas de Política Institucional en el ámbito de la regeneración democrática y la lucha contra la corrupción en Galicia. La supresión del aforamiento de los diputados y diputadas autonómicos, un marco de garantías para denunciantes de casos de corrupción o la regulación autonómica de las actuación de los grupos de presión han sido algunas de las iniciativas en esta materia. Recordemos que según los sucesivos barómetros del CIS, la corrupción es la segunda preocupación para los españoles, tras el paro. Quiero reconocer el magnífico trabajo en equipo de todo nuestro Grupo parlamentario, está siendo de máxima integración y colaboración.
¿Tendrá el PSdeG un papel más activo en el Partido de los Socialistas Europeos y en la Internacional Socialista? 

El nuevo contexto de globalización, el Brexit, la lucha por el pilar social en las políticas de la UE, los problemas de los gallegos y gallegas en el exterior, la agenda sobre cambio climático, el grave problema de los refugiados o la alta preocupación por el terrorismo internacional, entre otros asuntos, exigen una presencia más activa de los socialistas gallegos en la agenda europea e internacional.

 

¿Cuál puede ser la salida al conflicto en Catalunya? 

En primer lugar, es muy urgente, espero que no nunca sea demasiado tarde, abrir una mesa de conversaciones entre Gobierno central y Generalitat. No podemos creer en soluciones sin sentarnos a hablar, y esta no ha sido la voluntad política de las partes. El Partido Popular nunca ha creído en serio en la necesidad de llegar a acuerdos con Cataluña. Tenemos que poner sobre la mesa la necesidad de abordar los problemas de financiación, reconocimiento estatutario y constitucional, desarrollo sociocultural y entendimiento entre pueblos que el conflicto demanda. Tenemos que ser capaces de tener una visión no centralista de España para poder convivir y alcanzar un nuevo pacto territorial para el siglo XXI.

 

¿Qué medidas tomara para impulsar la presencia de mujeres en el PSdeG? 

Tenemos que impulsar de forma muy clara la presencia efectiva de la mujer, no solo en las listas electorales y cargos institucionales como ya venimos garantizando, sino de forma especial en las estructuras y cargos orgánicos, a todos los niveles.
Ha anunciado que someterá a las bases posibles acuerdos de gobiernos en Galicia ¿Qué más temas someterá a consulta de las bases?

Además de la consulta en ámbitos orgánicos, como puede ser la revocación o censura de la secretaría general, considero que también deben ser consultados todos los militantes, y también simpatizantes, en decisiones políticas de trascendencia social, no solo para perfilar de forma más compartida posiciones del Partido en labores de oposición, sino también en la acción de gobierno. Y este proceso de participación activa tenemos que ser capaces de abrirlo al conjunto de la sociedad. La participación de la sociedad en el diseño de las políticas de un partido trascendente para el gobierno del país, es un reto.
Usted apoyó a Pedro Sánchez en la campaña de las primarias ¿Qué relación futura tendrán el PSdeG y el PSOE?

El PSdeG forma parte de manera inequívoca del PSOE, pero con personalidad, historia y futuro propio en Galicia. La relación tiene que ser de máxima lealtad, colaboración y solidaridad, pero sin dejar de reivindicar y apostar por el papel de Galicia en el conjunto del Estado.

 

¿Existirá alguna limitación de mandatos para los cargos públicos del PSdeG – Diputados, Senadores, Alcaldes, Concejales, etc.? ¿Y para los cargos orgánicos – Secretarios Generales, Miembros de Ejecutivas, etc.-?

Creo que la limitación en el ámbito de las Corporaciones Locales tenemos que estudiarla en cada caso; la cercanía de Alcaldes sobre todo, y de Concejales, con sus vecinos es un elemento personal de primer orden. Fuera de este ámbito, sí estoy convencido de la necesidad de limitar los mandatos para los cargos orgánicos e institucionales. Una renovación ordenada es garantía de independencia e iniciativa.
¿Establecerá un régimen real de incompatibilidades en el PSdeG – un militante, un cargo – o será un planteamiento vacío como en anteriores ocasiones?

Tal y como ha aprobado el 39 Congreso Federal, tenemos que avanzar de forma clara y decidida en la incompatibilidad de cargos públicos y orgánicos, de forma que no se pueda desempeñar de forma simultánea más de un cargo de elección directa como regla general. Tampoco se podrá ostentar más de un cargo orgánico ejecutivo, salvo aquellos que estén interrelacionados por razón territorial.

 

¿Está a favor de una comisión de investigación en el Parlamento de Galicia sobre el caso Alvia?

Siempre he estado a favor de esta comisión en los debates que hemos tenido sobre este tema en el seno de nuestro Grupo parlamentario.

 

¿Por qué cree que el PSOE no ilusiona en Galicia?

Porque constantes cambios de liderazgo, batallas internas y una falta de clara respuesta a los principales problemas del día a día de la gente dificultan el presentar un proyecto ilusionante. En esta nueva etapa del PSOE seremos capaces de ilusionar de nuevo si conseguimos renovarnos y volver a conectar con la sociedad. Para eso tenemos que presentar un PSdeG unido, estable y coherente en sus decisiones diarias.

 

¿Su opinión sobre la bicefalia en el PSdeG? ¿Estaría dispuesto a presentarse a las primarias para candidato a Presidente de la Xunta?

En este momento, tras demasiado tiempo de provisionalidad, el PSdeG necesita afianzar un nuevo liderazgo a medio-largo plazo, por lo que muy posiblemente en el escenario actual quien alcance la secretaría general estaría en condiciones de presentarse a primarias para la presidencia de la Xunta. En este sentido, mi compromiso es firme, daré los pasos que la militancia decida; por ello, sí estaría en esa disposición.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

16 − 1 =