La factura media del usuario se encareció en 88 euros con respecto a 2016. Son los datos que publica Facua en un estudio anual realizado con datos de los contadores tradicionales de la luz. Un encarecimiento que según la asociación de consumidores se debe a una “pasividad del Gobierno”, algo que “denota su escandalosa complicidad con las eléctricas”.

La asociación se ha dirigido además en un comunicado a Álvaro Nadal, ministro de Energía, para quejarse lo que consideran “índices escandalosos de pobreza energética”, aunque no aportan datos al respecto. En el comunicado se refieren también a “cientos de miles de cortes de suministro” y de “multitud de familias que se privan del uso de la calefacción en invierno”.

Desde Facua hacen especial hincapié en el recorte en 2017 del descuento que representa el bono social. La norma que regula este mecanismo de ayuda ha establecido “bajísimos niveles de renta como condición para acceder al bono”.

En 2017 el consumo medio de electricidad por parte de los españoles se situó en 75,52 euros, mientras que en 2016 el recibo medio era de 68,20 euros. Los meses en los que menos se facturó fueron marzo y abril, donde la factura fue de 70,96 y 70,98 euros respectivamente. Algo que contrasta de manera muy llamativa con la factura más baja de 2016, del mes de abril, cuando se situaba la media en los 60,03.

Este enero de 2018 se ha reducido en algo la factura de la luz: un 6,1% menos en el recibo medio. Han sido de media 74,81 euros, una pequeña bajada con respecto al año anterior. El precio medio del kWh ha bajado una media de 15,19 céntimos.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

5 × cinco =