Luis Tudanca tuvo la oportunidad de su vida de haberse quedado callado al saltar la noticia a los medios, hace nueve meses, de que la entonces vicepresidenta de Castilla y León, la popular Rosa Valdeón, diera positivo en un control de alcoholemia. Pero el portavoz socialista en las Cortes decidió entonces ser el látigo de la política popular y exigió su dimisión inmediata.

Tudanca así hacía el juego sucio al sector del PP que no quería que Valdeón fuera la sustituta natural de Juan Vicente Herrera en Castilla y León.

Sorprende que Tudanca fuera tan duro y tajante con Valdeón cuando, tal y como anoche publicó el Norte de Castilla, él pasara por la misma situación hace nueve años.

El socialista fue multado, cuando era diputado nacional, por dar positivo en un control de alcoholemia en Burgos. La infracción tuvo lugar el 3 de agosto de 2008 . Fue a la salida de una cena, en la que celebraba su recién estrenada acta de diputado. La Guardia Civil retiro su vehículo, que no recuperó hasta el día siguiente. Además, tuvo que asumir la infracción de Tráfico. Entonces, eso sí, la legislación era menos dura que cuando ocurrieron los hechos en los que se vio implicada la vicepresidenta de la Junta.

La noticia corrió anoche como la pólvora. Y es que fue el propio Luis Tudanca el que, en las Cortes, y también ante los medios, aseguró que a “Rosa Valdeón no le queda otro camino que dimitir”.

El portavoz del PSOE declaró entonces que no le “quedaban dudas de que Valdeón abandonará su cargo”, tal y como, por cierto, hizo en menos de 24 horas del suceso dejando el cargo de vicepresidenta de la Junta de Castilla y León.

Anoche Tudanca, se mostraba tranquilo ante Diario16. De hecho, remitió a este medio a las declaraciones que hoy haría, a través de dos canutazos ya programados antes de conocerse la noticia. Según sus propias palabras “aparte del Norte de Castilla, en Castilla y León parece que los medios no le están dando mucha atención a la noticia”. También en esto se equivocó Tudanca.

Por su parte, Rosa Valdeón, que fue víctima de su propio partido, especialmente del que hoy es vicesecretario general del PP a nivel nacional, Fernando Martínez Maíllo, que encontró la excusa perfecta para acabar con la carrera política de quien iba a sustituir al frente del partido y de la presidencia de la Junta de Castilla y León, a Juan Vicente Herrera.

Maíllo tenía otros planes y apostaba por Alfonso Fernández Mañueco, que ante el incidente de tráfico de Valdeón y dar positivo en el control de alcoholemia, encontró el camino libre para presentarse y ganar unas Primarias para ser, como ya es, el nuevo presidente del partido en la comunidad y, por tanto, el próximo candidato de los populares a presidir la Junta de Castilla y León.

Pero mientras la mayor parte del PSOE en la comunidad, y también Podemos, vieron clara la maniobra cainita del PP contra Valdeón, Luis Tudanca participó desde la oposición de este juego para quitar de en medio a la entonces vicepresidenta y portavoz del Gobierno de Herrera.

Rosa Valdeón, que desde aquellos acontecimientos no ha disimulado su angustia y dolor por la situación, todavía aún, muy afectada, ha afirmado a Diario16, tras conocer que Luis Tudanca pasara hace nueve años por su misma situación, que “no entraré en descalificaciones personales. Sé lo que se sufre personal y familiarmente con ello”.

Eso sí, la exvicepresidenta reconoce que “aumenta mi decepción con las actitudes que se ven en política”. Y es que Rosa Valdeón siempre, incluso en su mejor momento político, fue crítica con los políticos propios y ajenos en temas de corrupción y salidas de tono.

Ayer mismo, ante los comentarios irónicos y de mal gusto del portavoz del PP en el Congreso, Antonio Hernando, sobre la relación de la portavoz de Podemos, Irene Montero, con Pablo Iglesias, escribió un twitter en el que destacó :

Por otra parte, el alcalde de Valladolid, Óscar Puente, y el hombre fuerte del PSOE de Pedro Sánchez en Castilla y León, ha restado hoy importancia a la noticia que afecta a Luis Tudanca: “¿una sanción administrativa hace diez años?. Por favor, seguro que si se remontan a su Primera Comunión, encuentran algo más”, comenta.

Para Puente, “lo que está claro es que el PP en esta comunidad está hasta las cejas de porquería, y está muy nervioso”.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?
Compartir
Artículo anteriorGuardiola, ¿Leemos la Constitución?
Artículo siguienteDiseña tu cuarto anti-insomnio
Periodista en cuerpo y alma, licenciada en Ciencias de la Información por la Universidad del País Vasco, tras 15 años en medíos de comunicación, creó Comunica2 con su compañero de vida y también periodista, Sergio Arestizabal, para demostrar que otra forma de comunicar es posible. Tras sufrir censura y presiones de los poderes públicos en el ejercicio de su profesión, hoy es libre y Directora de Comunicación de HoffmannWorld y Catalina Hoffmann. Asesora a personas y empresas en crisis o injustamente juzgados por la opinión pública y publicada. Hoy tiene el reto de que el Periodismo abra un profundo debate interno sobre cómo recuperar la honorabilidad de aquellas personas a las que por error enturbió su imagen pública. Inconformista y crítica, como debe ser una periodista.

1 Comentario

  1. Esto demuestra la catadura moral de este individuo. Cuando ha hecho lo mismo que Rosa Valdeón no duda en cebarse con ella. Además, tampoco ha tenido reparos en hacerlo cuando suponía apoyar al sector más duro y rancio del PP de Castilla y León. Está claro que no es adecuado para encabezar el PSOE de Castilla y León y debe marcharse.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Nueve − siete =