Banco
 Popular, dentro de los requisitos del Convenio Colectivo, ha informado a los sindicatos presentes en la entidad sobre las medidas para optimizar la Red de Oficinas, entre las que se encuentran:

  • Reducción de su número (aproximadamente 300).
  • Disminución de plantilla en las sucursales con menor rentabilidad por empleado.
  • Limitación de los días de apertura en localidades de menor tamaño.
  • Potenciación de la operativa multicanal.
  • Transformación digital. 
También se abordarán los cambios organizativos que va a emprender la entidad para simplificar las estructuras territoriales de apoyo a la Red Comercial y los Servicios Corporativos.
  • Este proceso de reestructuración afectará a un número comprendido entre 2.900 y 3.000 personas, dependiendo de la aplicación definitiva de las medidas de optimización. Actualmente, el banco cuenta con cerca de 1.700 empleados con 59 años o más. 
Esta propuesta presentada hoy a los Sindicatos tiene por finalidad mejorar la rentabilidad y eficiencia de la entidad, compromisos ambos adquiridos en el plan de negocio anunciado en la ampliación de capital. Asimismo, esta reorganización contribuirá a modernizar la estructura del banco. 
Popular reitera su pretensión de llevar a cabo este proceso de forma acordada con las Secciones Sindicales.

 

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

nueve + diez =