La vida no había sido justa con Antonio Iturbe. Estaba vivo. Tenía treinta y seis años. Trabajo. Cierta posición. Sí. Pero merecía más. Merecía una mujer a su lado. Jamás había sido capaz de retener a ninguna. Merecía una salud acorde con su edad. Era diabético. Merecía una madre normal. A la suya la habían abandonado en la puerta de un hospicio. Era el nieto de una desalmada. O una débil. O una puta.

No. La vida no había sido justa con Antonio Iturbe. Pero, ¿a quién podría preocupar eso? ¿A los profesores que le negaban las matrículas a pesar de su esfuerzo? Nadie estudiaba en la facultad más horas que él. ¿A los diversos jefes que había tenido a lo largo de su carrera? Idiotas todos. Incapaces de ver que Antonio valía diez veces más que ellos. ¿A su más larga novia, Sandra, que le había abandonado meses antes de la boda? Por una mujer. Había sido difícil de asimilar. Sandra le había abandonado por una mujer.

La vida no había sido justa con Antonio. Seguía sin serlo. Nada justa. Pero él se esforzaba. Hacía lo posible para nivelar la situación. El agravio comparativo que sufría respecto al común de los mortales. Tal vez no lograría que su vida fuese mejor. Pero sí que la vida de quienes le rodeaban fuese peor. Rayarle con una llave la carrocería al coche nuevo de un compañero. Orinar en las botellas de cerveza guardadas en la nevera de la oficina. Destruir documentos para que las secretarias se viesen obligadas a trabajar dos veces. Calumniar a sus amigos con la mejor intención. El olvido de un recado urgente. Excederse con la sal si invitaba a comer a un amigo enfermo del corazón. Nada delictivo. Nada que pudiese hacerle dar con los huesos en la cárcel. Sólo pequeñas maldades. Pequeñas maldades cotidianas. Para equilibrar la balanza. Distraer la negrura de sentirse perdedor.

 

(Relato número 35 de El Año del Cazador, libro que convirtió a su autor, Javier Puebla, en el Primer Escritor en la Historia de la Literatura en escribir un cuento literario al día durante un año). (Mecanografía: MDFM)

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

dos × uno =