Será el partido Catalunya en Comú, el partido de la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, quien aspire al voto de los que en esa comunidad no quieren tomar partido entre el bloque independentista y el constitucionalista en las elecciones del 21D.

Ada Colau, ya ha echado a andar su candidatura para las próximas elecciones autonómicas del 21 de diciembre. La coordinadora nacional de esta formación empezó ayer por proponer a Xavier Domènech como cabeza de lista, una decisión que tendrán que ratificar las bases el 11 de noviembre. Además, el partido descarta participar en una lista única con los independentistas.

“Estas elecciones han de permitir pasar página de los viejos bloques y dar paso a nuevos consensos”, dijo ayer la portavoz de Catalunya en Comú, Elisenda Alamany, en un claro intento por desmarcarse de la confrontación entre los bloques independista y constitucionalista. Aunque, eso sí, marcó dos líneas rojas: en cualquier caso, los comunes están a favor de la libertad de los exconsejeros detenidos y en contra de la aplicación del artículo 155 de la Constitución.

Alamany apeló a la necesidad de “construir puentes” y “consensos amplios” dentro del catalanismo político, una postura, dijo, que representa perfectamente su candidato, Xavier Domènech.

“Cataluña ha estado sometida a demasiados plebiscitos últimamente y es necesario pasar página. Lo que podría dar fin al bloqueo es pasar página de esos plebiscitos y listas unitarias que en nuestro país solo han servido para dar continuidad a políticas de recortes impulsadas por la antigua Convergència”, defendió Alamany. La portavoz de Catalunya en Comú utilizó la misma ambigüedad que han practicado tanto Colau como Podemos respecto a la cuestión catalana. Dijo que su prioridad es “una agenda constituyente transitable por todo el catalanismo político”.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

diecisiete − 13 =