Un momento de la actuación de los españoles.

Ser triunfito y haber contado con un marketing brutal tampoco sirve para ganar Eurovisión. Al menos a España, que vuelve a quedar entre los últimos puestos con una balada que se saben de memoria en nuestro país los niños y adolescentes de cuatro a 18 años. Nuevo fracaso que debería obligarnos a hacérnoslo mirar.

Israel ha ganado el festival de Eurovisión 2018 con 529 puntos después de una disputada final con Chipre y Austria. España se tiene que conformar con el puesto 23 y solo 61 puntos para la actuación de Amaia y Alfred en Lisboa. Israel ha cumplido con los pronósticos y ha conseguido su cuarta victoria con Netta Barzilai. Chipre ha conseguido su mejor resultado de la historia con un segundo puesto gracias a Fuego de Eleni Foureira.

Las reacciones no hicieron esperar y los propios representantes españoles se sinceraron nada más finalizar el Festival a los micrófonos de RTVE: “El puesto es un poco mierda, pero no pasa nada”. Con estas naturales palabras Amaia confesaba que quedar cuartos por la cola no era un buen resultado, pese a que ambos se mostraron satisfechos con su actuación.

La ganadora de Eurovisión 2018 hizo una parodia y un canto por los diferentes. Buen mensaje para una canción que tampoco dio la talla.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?
Compartir
Artículo anteriorPrimera visita, en más de una década, de un ministro del Interior de Argelia a nuestro país
Artículo siguienteDudas sobre la atención a los menores en los centros de acogida
Directora Diario16.com Periodista en cuerpo y alma, licenciada en Ciencias de la Información por la Universidad del País Vasco, tras 15 años en medíos de comunicación, creó Comunica2 con su compañero de vida y también periodista, Sergio Arestizabal, para demostrar que otra forma de comunicar es posible. Tras sufrir censura y presiones de los poderes públicos en el ejercicio de su profesión, hoy es libre. Durante años ha asesorado personas y empresas en crisis o injustamente juzgados por la opinión pública y publicada. Hoy tiene el reto de que el Periodismo abra un profundo debate interno sobre cómo recuperar la honorabilidad de aquellas personas a las que por error enturbió su imagen pública. Inconformista y crítica, como debe ser una periodista.

1 Comentario

  1. La canción que nos representaba me pareció la más sensata, agradable y escuchable de toda la porquería que nos dieron ayer.
    Bravo por la parejita

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

dos × 2 =