En toda esta locura en a que se ha convertido España, con el odio campando a sus anchas, y se confabulan políticos, medios y la extrema derecha, se les escapa lo más importante, tanto les ciega el odio que no se han puesto a pensar en la verdadera situación, pase lo que pase, y hagan los que hagan, nunc conseguirán que más de dos millones de personas vuelvan a sentirse españolas, no nos vamos, nos hemos ido, y no vamos a volver jamás.

Y no me refiero solo a aquellos que nunca se han sentido españoles, a ese 15% de independentistas que había antes de que todo explotara, me refiero a gente como yo, que antes del 1 de Octubre de 2017 solo era un indignado avergonzado de su sistema corrupto y del silencio de su pueblo, y que a base de golpes, insultos, menosprecios y mentiras se ha convertido en un independentista convencido, porque mis adoctrinadores han sido Policía y Guardia Civil, políticos, monarquía, medios de comunicación y sobre todo, esa turba de fascistas violentos y rancios a los que el estado opresor defiende y protege.

Si alguien piensa que después de todo lo que está pasando, alguno de nosotros vamos ni si quiera a pensar en algo que no sea “vámonos ya por favor”, es que o está ciego o simplemente no es muy listo. Imagina que tienes un amigo de toda la vida, de repente le dices que no tiene derechos, le insultas y le agredes, lo intimidas, lo desprecias, y metes en la cárcel a su gente…..y después de todo eso, le dices que lo olvide, que tenéis que hablar y volver a ser amigos……¿lo tienes claro ya?, creo que no es difícil de entender.

Yo desde la crisis, incluso tiempo atrás, no me sentía muy orgulloso de mi país, por las injusticias, la corrupción y el fascismo que todavía existía protegido por el estado, pero os garantizo que nada comparable con el que hoy por hoy escribe estas letras. Yo soy catalán, me siento catalán, pienso en catalán, y es totalmente imposible que pueda volver a sentirme español, nunca, jamás.

El dolor sentido, el odio recibido, las agresiones a jóvenes y personas mayores por el simple hecho de llevar un lazo para pedir la libertad de un presos políticos que todo el mundo sabe que lo son menos los españoles, la campaña de los medios con mentiras y manipulaciones, el menosprecio a una cultura que es increíble y noble, a un pueblo digno como pocos he conocido en mi vida, y he viajado mucho.

No somos nada de lo que decís de nosotros, somos todo lo contrario, somos lo que deberían de ser todos, gente honesta que lucha por sus derechos y contra la injusticia, PERSONAS que solo quieren un futuro mejor para sus hijos, y vivir en un país más justo. Si después de leer esto no son capaces de entender de qué va esto, me darán la razón, no han entendido nada, el odio les ciega.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

8 Comentarios

  1. Sólo puedo decir: lástima, lástima de que estas reflexiones no las lean más allá de Catalunya
    infinidad de lectores de otras comunidades. Como piensa José Alberto Costas Figueroa hay cientos
    de miles de habitantes de Catalunya que se identifican totalmente con él.

  2. Fantástico y valiente es este artículo! De vez en cuando, artículos como éste despiertan al público hipnotizado por la propaganda del gobierno español y otros, contra el proceso catalán.
    En Cataluña, ni somos racistas ni preopotentes, como quieren hacer creer muchos. Somos gente que cree en la libertad de expresión, en la tolerancia y en la cultura. No queremos ser agredidos y humillados por gobiernos que que nos quieren callados y atados al yugo del españolismo más rancio y radical. Estoy de acuerdo con el autor de este artículo, después de lo que hemos padecido y estamos padeciendo, no hay vuelta atrás. Que partidos como Cs, empeñen en decir que el govern no trabaja oara “todos los catalanes”, mienten. Con el 155 se han derogado mormativas catalanas de fomento social. El veneno de la ultraderecha ha afectado a gran parte del país. Tal vez esta histeria colectiva se arrecie, pero ello sólo hará que consolidar el espíritu de autodeterminación que es hoy más intenso y transversal que nunca.

  3. Comparto y subscribo hasta la última coma de este escrito.
    Yo, nacido en barcelona, de madre madrileña y de padre murciano, he sentido y siento lo mismo que este valiente.
    Republicano de siempre, desde antes de nacer, nunca habría entendido una república sin contemplar al resto del estado.
    Desde el 1 de octubre, mis sentimientos han cambiado.
    He comprendido que todo se empieza desde una base, y que esa base es catalunya.
    Un abrazo enorme al compañero José Alberto.
    Sólo el pueblo salva al pueblo.

  4. Muchas gracias por decir lo que sentimos muchos catalanes, que nunca habíamos pensado en dejar de ser españoles, y ahora solo pensamos que lo mejor es irse. Solo espero que con Pedro Sánchez las cosas puedan mejorar, porque ya sabemos que Ciudadanos solo buscan confrontar a los catalanes, mientras el resto de España no comprenda que no se puede premiar con votos a una gente que se retro-alimenta don fomentar el odio.

  5. Este artículo lo deberían leer todos los españoles, de acuerdo. Pero una cosa: antes de publicar un texto, ¿nadie lo revisa? Es horrible leerlo…sobran/faltan comas, faltan puntos, faltan letras. Entiendo que se ha escrito desde la rabia y la indignación, pero antes de publicar algo, hay que revisarlo. Una coma no substituye un punto; no puedes escribir seis líneas, uniendo frases sin sentido y separarlas solamente usando comas. Agrairia que ho corregíssiu! Salut i República

  6. hay algunas cosas, muy importantes , que no nos estas contando.
    unas ,, muy feas
    otras muy falsas

    el presidente que os representa, es el verdadero reflejo de lo que realmente sois,
    y no voy a decir mas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

siete + catorce =