Las cosa empiezan a cambiar. Y por primera vez, un miembro de la familia Franco, concretamente el nieto del dictador, Francis, irá a prisión por conducción temeraria y atropello a un Guardia Civil.

El atropello de dos guardias civiles sucedido el 30 de abril de 2012 finalmente se cobra factura con Francis Franco. Éste estaba acusado de varios delitos, de los cuales la magistrada le ha impuesto 18 meses de prisión por el delito de atentado y 12 meses de prisión por un delito de conducción temeraria. Además privará al nieto de Franco del derecho a conducir vehículos a motor durante dos años y seis meses.

Esta sentencia privará a Francis Franco, primer hijo varón de Carmen Franco y Polo y de Cristóbal Martínez-Bordiú, de su derecho a la libertad. Esto supone la primera condena para un miembro de la familia Franco desde la instauración de la Democracia en España en 1978. Aún cabe recurso de apelación ante la Audiencia Provincial de Teruel en un plazo de diez días.

La privación de la libertad no es la única condena para Francis Franco: tendrá que indemnizar al agente que resultó lesionado tras el atropello con 1.500 euros. A la Dirección de la Guardia Civil tendrá que abonar el coste de las reparaciones del vehículo que golpeó en su intento de huída, que en total supondrán 2.720 euros.

Los hechos por los que ha sido condenado Franco sucedían entre las 7.00 y las 7.30 de la mañana del 30 de abril del 2012. Dos guardias civiles daban el alto al vehículo que conducía Franco, una Toyota pick-up, que circulaba en sentido contrario y con las luces apagadas por la nacional 234. El nieto del dictador hacía caso omiso a las señales de los agentes, dándose a la fuga y provocando una persecución durante 30 kilómetros. Según la declaración de los guardias civiles, cuando por fin se detiene el vehículo, el copiloto Silviu Nicolae Rosca encañonaba a los agentes con una escopeta mientras Franco daba marcha atrás con su vehículo, dañando el coche de la Guardia Civil y golpeando a uno de los agentes en el proceso, que necesitó atención médica.

La fiscalía y la acusación particular pedían 6 años de cárcel para el nieto del autócrata, y multas por valor de 26.500 euros. Para su acompañante, Nicolae Rosca, un trabajador rumano en las fincas de Franco, la acusación pedía 2 años de cárcel; no obstante, la magistrada ha decidido absolverle de todos los cargos.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

6 + diecisiete =