Foto: Agustín Millán.

Marcelino Camacho ya tiene su calle en Madrid: “¡Lo hemos conseguido!”, ha sido el grito de una emocionada Manuela Carmena, alcaldesa de Madrid.

La alcaldesa de Madrid ha presidido el acto en el que se ha desplegado la placa con el nombre de Camacho, hasta ahora paseo del militar franquista Agustín Muñoz Grandes, en el barrio de Carabanchel, el toda la vida del fundador de Comisiones Obreras.

“Emocionada, rindo homenaje a este madrileño único”

Carmena se ha mostrado muy satisfecha cuando, en un aplauso unánime ha aclamado: “que la justicia haya dado por fin la razón al consistorio en su intención de cambiar los nombres de vías y plazas para dar cumplimiento a la Ley de Memoria Histórica”.

Inauguración del paseo Marcelino Camacho en Madrid. 

“Pensemos que llegará un momento en el que nosotros desapareceremos, por supuesto los mayores, los que ya ostentamos ese pelo blanco y toda esa vida detrás de nuestras espaldas, pero también los más jóvenes, por la ley inexorable de la vida, un día os iréis. Y ¿qué es lo bello de la memoria?, lo bello de la memoria es que llegará un día en el que un niño mirará esa esquina con la placa, con el nombre de Marcelino Camacho, y alguien le contará quién fue. Marcelino se ha quedado para siempre en la memoria de Madrid”, ha afirmado Carmena. Y ha anunciado que ya está “preparada otra placa con el nombre de Josefina Samper, compañera de Camacho durante toda su vida”, ha dicho la alcaldesa.

En el acto también han acudido los hijos del fundador de CCOO, del que se cumplen cien años de su nacimiento, los secretarios generales de CCOO confederal y Madrid, Unai Sordo y Jaime Cedrún además de representantes de Izquierda Unida, del PCE y del PSOE madrileño.

Foto: Agustín Millán.

Unai Sordo ha recordado el “esfuerzo por la memoria que está realizando Ahora Madrid en la Capital, al considerar que el cambio de los nombres de las calles representa una simbología y un importante reconocimiento a quienes lucharon por la dignidad y por la democracia”.

Marcel Camacho, ha dicho, fue una persona “sin la que no se puede entender la conquista de las libertades en España”. Este viernes “ha sido un acto de justicia” hacia un representante sindical que luchó por recuperar las libertades democráticas en España, un país que no se puede construir desde la amnesia y que requiere de la memoria histórica”, ha concluido.

Esther López, responsable federal de Memoria de Izquierda Unida, ha añadido que el nombre de Camacho en una de sus calles “convierte a Madrid en una ciudad más bella. Es revolucionario que en tiempos oscuros se realicen actos por la memoria como el de este viernes”, ha afirmado emocionada.

La concejala de distrito de Carabanchel, Esther Gómez Morante, ha recordado, por su parte, que Camacho fue un “gran luchador y un hombre bueno”.

Los asistentes han coreado entre aplausos; “¡que viva la lucha de la clase obrera!” o “¡Madrid, será, la tumba del fascismo!”.

A la inauguración de la placa a Marcelino Camacho asistieron por parte de la Unión General de Trabajadores de Madrid (UGT), su secretario general, Luis Miguel López Reillo y José María Hernández Martínez, vice secretario general.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

5 − cuatro =