La reciente declaración de Diego Maradona por las redes sociales, dieron vuelta  al mundo, escandalizando a los opinantes a sueldo del sistema o algunos sectores de la opinión pública, que están muy influenciados por el pensamiento único que impone los Estados Unidos. En Europa aún se padece la enfermedad del eurocentrismo, donde todo tiene que ser homologable a sus valores culturales o políticos. Este mal también lo padece la izquierda, incluso el genial pensador Carlos Marx, realiza una errónea interpretación del papel histórico de Simón Bolívar, en su lucha por la emancipación americana. Recuerdo el  rechazo que produjo la figura de Hugo Chávez en este continente, inclusive en la izquierda. Su condición de militar, su tez que demuestra  sus raíces indígenas y su estilo oratorio, no encuadraban con el prototipo europeo.

Estas taras colectivas llevan a no poder interpretar correctamente los sucesos y los procesos que se desarrollan en otros lugares del mundo. Y más en América latina, donde el Estado español tiene mayores vínculos históricos.

Los medios de comunicación internacional han satanizado al gobierno bolivariano, realizando una campaña sistemática de imponer por una unanimidad, una interesada y falsa información de los que sucede en este país. El objetivo es imponer en la conciencia colectiva falsedades semejantes como las utilizadas en Libia, Irak o Siria. La realidad es que Venezuela sufre un imponente acoso mediato. Donde el objetivo último es la justificación de la intervención militar que huele a petróleo.

La declaración de Diego Maradona rompe de alguna manera este aislamiento, que le están imponiendo a este país. Decía en su declaración valiente y comprometida, uno de los personajes del mundo que no necesita ni publicad ni dinero:

“Somos chavistas hasta la muerte. Y cuando Maduro ordene, estoy vestido de soldado para una Venezuela libre, para pelear contra el imperialismo y los que se quieren apoderar de nuestras banderas, que es lo más sagrado que tenemos.
Viva Chávez !!!!
Viva Maduro !!
Viva la revolución !!! Vivan los venezolanos de pura cepa, no los venezolanos interesados e involucrados con la derecha.”

Seguramente aparecerán críticas descalificadoras, por su pasada adicción a la cocaína o sobre su fortuna. Lo cierto que este genio del balón se crió en la pobreza, conoció las necesidades y se fue haciendo a sí mismo. Logró lo máximo que puede aspirar un jugador de futbol, ser considerando entre los mejores jugadores de  todos los tiempos, junto a Pele y Messi. Su propia adición lo llevo a una profunda reflexión interna, a partir de conocer de cerca la revolución cubana y contar con un amigo tan especial, como fue Fidel Castro. A partir de allí su pensamiento se trasforma y comienza una nueva etapa de su vida, -que su posición personal privilegiada le permite decir lo que quiere y cuando quiere- convirtiéndose en portavoz de muchos millones de personas que piensan lo mismo, pero no tienen la repercusión de sus declaraciones.

Se posesionó con la Revolución Cubana, reivindicó la figura de Ernesto Guevara, apoyó al gobierno de Cristina Fernández, denunció las mafias de la FIFA, desde un inicio apoyó la revolución Bolivariana y al gobierno Boliviano que preside Evo Morales.

Esta declaración que tanta polémica esta generado, es  la posición que tendría que haber adoptado la izquierda internacional y los sectores progresistas. Pocas voces han tenido el valor y contundencia de Maradona. Hasta gobiernos supuestamente progresistas como Uruguay. Chile, Ecuador y El Salvador, se sumaron a los dictados imperiales. En el Estado español con la excepción de Izquierda Unida y organizaciones independentistas de izquierda, el resto incluidos Podemos- que da una de cal y otra de arena- se posicionaron contra Venezuela. El PSOE que intenta vender un nuevo perfil de izquierda, en los hechos demuestra que sigue siendo un partido social liberal, teniendo a su líder histórico Felipe González, como uno de los teóricos del golpismo venezolano.

Pensando en Maradona, me viene el recuerdo del histórico acto contra el ALCA, que se desarrolló en el Estadio Mundialista de Mar del Plata. Allí Hugo Chávez realizó uno de los discursos más completos, contra el imperialismo que pasará a la historia

Acompañando a Chávez estaban destacadas figuras argentinas y latinoamericana.  A su lado recuerdo  sentado a Maradona que no disimulaba su alegría de presenciar ese histórico acto. Al también estaba quien seria años después presidente de Bolivia Evo Morales.

Recordando aquel acto que presencie aún me produce una gran emoción, ya que allí comenzó a construirse la Patria Grande que soñó Bolívar, San Martin y el Che.

El mundo necesita a muchos Maradonas y a muchos Wilys Toledo, que no le importen las consecuencias o lo que dirán.

Como dijo “El Diego” muchos somos los que “cuando Maduro ordene, estoy vestido de soldado para una Venezuela libre, para pelear contra el imperialismo y los que se quieren apoderar de nuestras banderas, que es lo más sagrado que tenemos.”

Muchos más estamos dispuestos  a acompañar a Maradona.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

quince − 12 =