Foto Agustín Millán

Cientos de mujeres sindicalistas se han concentrado a las puertas de la sede de UGT en Madrid para reivindicar la Igualdad salarial y denunciar la precariedad laboral que sufren en el trabajo. A partir de hoy, las mujeres españolas trabajan gratis. Han estado acompañadas por Pepe Álvarez, secretario general de UGT, Luis Miguel López Reillo, secretario general de UGT Madrid.

Ana Sánchez de la Coba, secretaria de Igual de UGT Madrid, en conversación con Diario 16, afirma que: “la violencia hacia las mujeres, no es un problema doméstico, sino que se extiende a todos los ámbitos de la sociedad, fruto de un sistema patriarcal. Pero el ámbito laboral no queda exento y, muestra de ello es la mayor precariedad que sufrimos las mujeres”. 

Según nos cuenta Sánchez de la Coba “que el mayor porcentaje de paro, contratos parciales y temporales, las sufren las mujeres. Todo debido a la brecha laboral, la falta de promoción y dificultades en el acceso a los puestos directivos. Ejemplos de la discriminación que seguimos sufriendo en el siglo XXI”.

La feminización de la pobreza es muestra de la desigualdad hacia las mujeres

En la comunidad madrileña“hace falta corresponsabilidad y apoyo administrativo”. Para la responsable de Igualdad de UGT Madrid, “hay carencia de servicios públicos, que no debería convertir a las mujeres, en eternas cuidadoras de niños, enfermos y ancianos en el seno familiar, la mayoría de las veces sin cobrar, lo que provoca menos cotizaciones y menos cuantía en las pensiones”. “La feminización de la pobreza es muestra de ello”, denuncia Ana Sánchez de la Coba

En el caso de España, la brecha salarial en salario hora que nos proporciona la misma fuente estadística europea EUROSTAT, la brecha permanece invariable en un 14,9 %, por lo que, con datos sobre nuestro país, las trabajadoras en España, trabajan gratis desde el día 8 de noviembre hasta final de año al igual que el año pasado.

En España triplicamos las brechas salariales de Italia, Luxemburgo y Rumanía, y por tanto trabajamos el triple de días gratis que las trabajadoras luxemburguesas, italianas y rumanas.

Las mujeres se hacen cargo de las tareas no pagadas, como el trabajo doméstico y el cuidado de niños o familiares en mayor escala que los hombres. Los hombres utilizan un promedio de 9 horas por semana en cuidados no remunerados y actividades domésticas, mientras que las mujeres trabajadoras dedican 22 horas semanales, casi 4 horas todos los días. En el mercado laboral esto se refleja en el hecho de que más de 1 de cada 3 mujeres reduce su salario por trabajar a tiempo parcial, mientras que solo 1 de cada 10 hombres hace lo mismo.

Las mujeres tienden a permanecer más tiempo fuera del mercado laboral que los hombres. Estas interrupciones de carrera no solo influyen en el pago por hora, sino que repercute en las ganancias y pensiones futuras.

Las trabajadoras en España, trabajan gratis desde el día 8 de noviembre hasta final de año al igual que el año pasado

La Vicesecretaria General de UGT, Cristina Antoñanzas inauguró ayer la 3ª Conferencia de Mujer, organizada por la Federación de Empleados y Empleadas de los Servicios Públicos de UGT (FeSP-UGT), donde señaló la importancia de formar a los trabajadores y trabajadoras del sector público en materia de igualdad para que puedan atender y proteger a las víctimas de violencia de género.

“Hay que redoblar los esfuerzos y el compromiso de todos y todas las sindicalistas de UGT, y de toda la sociedad contra la violencia de género, así como adoptar las medidas necesarias y contar con recursos adecuados para erradicar esta lacra, y en este sentido, también debemos actuar desde el ámbito laboral, atendiendo a la especial situación que viven las víctimas y promoviendo protocolos y actuaciones específicas”.

Cristina Antoñanzas aseveró que “es imprescindible tener en cuenta, por un lado, la especial situación de las mujeres trabajadoras víctimas de violencia de género que hace necesario un tratamiento normativo específico en cuanto a derechos laborales y, por otro, que las mujeres también sufren violencia en el trabajo, cuyas manifestaciones más frecuentes son el acoso sexual y el acoso por razón de sexo”.

“Por ello, son fundamentales políticas activas de empleo eficaces que permitan a las mujeres víctimas de violencia de género acceder al mercado laboral y a empleos de calidad pero también medidas específicas como un permiso retribuido de dos meses, campañas institucionales de sensibilización y formación en el ámbito laboral, reconocimiento de derechos laborales para las víctimas de acoso sexual y acoso por razón de sexo o la obligación de implantar en las empresas medidas de prevención y protocolos contra el acoso sexual y el acoso por razón de sexo” ha añadido.

Ley de igualdad salarial

UGT exige una Ley de igualdad salarial y, por segundo año consecutivo, lanzamos la campaña “YO TRABAJO GRATIS”, que se llevará a cabo desde el día 8 de noviembre hasta final de año, con el fin de concienciar en primer lugar a todos los trabajadores y trabajadoras, acerca de esta discriminación por razón de sexo, que tiene una repercusión severa en los salarios de la mujeres y que va a acentuarse más allá de su vida de laboral, durante su etapa de jubilación, provocando en un elevado porcentaje de mujeres que han tenido un empleo a lo largo de toda su vida, un elevado índice de situarse por debajo de los umbrales de pobreza.

La Unión General de Trabajadores  realiza un llamamiento al Gobierno para que active todos los mecanismos posibles para hacer cumplir la Constitución Española en sus artículos 14 y 9, ya que de su cumplimiento se deriva la igualdad salarial entre mujeres y hombres. Y exige que cumpla con las Recomendaciones de la Comisión Europea en esta materia, en concreto en la introducción en nuestra legislación la definición de “trabajo de igual valor”.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

cinco − 5 =