La asociación Las Kelly en el Congreso / Foto: Agustín Millán.

Pocas veces se habla en los medios de comunicación de las camareras de piso de los hoteles. Profesionales casi siempre mujeres que tienen un tiempo limitadísimo para limpiar y dejar impecables hasta quince habitaciones de un tirón. Es igual que las habitaciones estén impecables o hechas un desastre, el tiempo es siempre el mismo.

Una representación de estas trabajadoras han creado la asociación Las Kelly y se han ido hasta el Congreso para denunciar su situación y exigir que la ley prohíba las subcontratas y unas precarias condiciones laborales y económicas.

Diario 16 estuvo ayer con Las Kelly, tras finalizar la reunión que mantuvieron con los grupos Parlamentarios de Unidos Podemos y el Grupo Socialista.

Según declaraciones realizadas a nuestro medio por este colectivo, “Ojala nuestra actividad la pudiéramos declarar como trabajo penoso y así podernos jubilar anticipadamente con condiciones dignas.”

Para la portavoz de Las Kelly “la última Reforma Laboral, dio carta abierta a que primara sobre nosotras los convenios de empresas externas, descolgándonos por completo de los convenios sectoriales”.

Para Las Kelly, cuando eres una externa, no tienes ningún sindicato que te proteja. No puedes hablar porque tienes contratos precarios, de semana en semana, de horas o de meses, y que si reivindicas algunos de tus derechos te puedes ir a la calle.

La culpa no la tienen los clientes que se desentienden cuando van de vacaciones, la culpa está en que no se aplica correctamente la prevención de riesgos laborales, al encargarnos de limpiar quince habitaciones sin tener en consideración el estado de las que se encuentran.

En declaraciones a Diario 16, la diputada socialista, Ángeles Álvarez, las reivindicaciones de Las Kelly ya están recogidas en la proposición de ley impulsada por el PSOE, para igualar las condiciones laborales entre trabajadoras externas y en plantilla. El PSOE ya se reunió con Las Kelly hace meses y la Proposición de Ley es una de las promesas que ahora están de acuerdo en modificar, para ampliar de forma directa la prohibición de la externalización de la actividad principal de una empresa. El PSOE está trabajando las posibilidades, que el Pacto de Toledo estudie las reivindicaciones de las camareras de piso, dentro de las negociaciones con los sindicatos. 

Para Ángeles Álvarez los sindicatos han estado implicados en corregir este tipo de cuestiones. “Tienen mucha dificultad actuar en el marco de las subcontratas, porque es un espacio que se mueve en el marco de la regulación de los convenios colectivos. Pero las camareras de piso, están en un marco donde no existe convenio colectivo, y eso es precisamente lo que se quiere corregir”.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

11 − diez =