Lambán, los dioses y la izquierda

Las declaraciones contra Hamon del presidente de Aragón demuestran la existencia de un socialismo sistémico

2

Captura de pantalla 2017-01-30 a las 23.39.08

“La victoria del radical Benoît Hamon en las primarias socialistas francesas, una mala noticia. Otro Jeremy Corbyn. Otra derrota segura”. Así recibió el resultado de la Bella Alianza (socialistas, radicales y ecologistas) el presidente de Aragón, Javier Lambán.

Benoît Hamon es catalogado junto a Jeremy Corbyn como “radical” y “perdedor”. Esto da entender que sólo caben políticas que ganen en el ideario socialista. El proceso de transformación, de análisis del sistema, de refutación de los postulados liberales no sirven si no ganan elecciones.

Cabe recordar que Felipe González perdió dos elecciones generales antes de ser presidente. O que el PSOE hasta bien entrado el siglo XX se consideraba un partido extraparlamentario y no participaba en la política activa. Pero esto ya no cabe en el ideario socialdemócrata de Lambán y la mayoría de dirigentes del PSOE. Sólo sirve ganar, al precio y coste que sea.

Manuel de la Rocha, histórico dirigente de Izquierda Socialista, le ha contestado con rotundidad en Twitter: “Se ve que a Lambán no le gusta el socialismo de izquierdas. Prefiere a las trianeras tocadas por los dioses. Es parte del debate: qué socialismo”.

 

Captura de pantalla 2017-01-30 a las 23.40.24

 

¿La socialdemocracia como impedimento?

Las palabras del socialista Lambán, que contradicen hasta las felicitaciones de la propia Gestora al ganador, son el claro ejemplo de lo que es hoy en día la socialdemocracia europea. Explican el porqué de la aparición de populismos a izquierda y derecha. Son la clara de muestra de la compenetración entre la dirigencia socialdemócrata y la clase dominante. La mayoría de dirigentes de los partidos socialdemócratas europeos son burócratas de partido. Por tanto, defienden lo que es su vida laboral y existencial.

Captura de pantalla 2017-01-30 a las 23.41.21

Javier Lambán, salvo un breve paso por las aulas, lleva desde los años ochenta viviendo de la política. Susana Díaz, Patxi López o Pedro Sánchez, igual. Esto genera una cosmovisión política muy ligada al sistema y cualquier ataque al mismo se considera radical, extremista o perdedor.

Susana Díaz, en su charla en el convento, hizo un alegato similar. Primero, España y la salvación de lo que se tiene. Y para lograr esta defensa, el PSOE tiene que ser ganador. “Llevamos nueve años sin ganar elecciones” fue una de las frases destacadas de la trianera el fin de semana. Ganar, ganar y ganar para poner parches al sistema.

Captura de pantalla 2017-01-30 a las 23.42.15

Patxi López se refirió a esto mismo en su acto de presentación en Fuenlabrada: “No estamos para poner parches a las políticas del PP”, sino para ganar. Pero el sistema queda fuera del análisis. Incluso Pedro Sánchez, al que ahora tildan también de perdedor y de radical, lo primero que hizo fue establecer un pacto con Ciudadanos, el prototipo de partido del sistema.

La victoria de Hamon, o la de hace tiempo de Corbyn, demuestra que dentro de los partidos socialdemócratas hay muchas personas que son antisistema. O al menos, no pro-sistema. También refleja que el electorado de izquierdas cada vez menos confía en las propuestas socialdemócratas al considerarlas como la cara amable del capitalismo. La mayoría de votantes de Marie Le Pen o de Donald Trump son trabajadores que antes votaban socialista o comunista. La aparición de partidos como Podemos o Syriza, catalogados de populistas también, son reflejo de la entrega de las ideas de izquierdas a los burócratas de partido.

 

Preguntas socialistas radicales para Lambán

En el programa electoral del PSOE de Aragón apuestan por “reducir las emisiones de gases de efecto invernadero en un 20% en comparación con los niveles de 1990”: ¿Le parece radical abolir la utilización del Diesel en 2025 como combustible?

Su programa dice “El Aragón medioambientalmente sostenible que propugnamos es indisociable de un modelo energético coherente con la Estrategia 2020”. ¿Es contrario a la implantación de un impuesto ecológico a los productos e industrias que más contaminen?

O ¿aplicar un carnet de trazabilidad ecológica que penalice a los productos que más huella ecológica dejan?

En el programa del PSOE y en el suyo propio proponen: “Aprobación de una Renta Social Básica”. ¿Le parece mal que lo proponga Hamon?

“El crecimiento permanente es un mito […] por él sacrificamos nuestros derechos sociales y nuestros recursos naturales” ha manifestado Hamon. Señor Lambán, ¿desea destruir el ecosistema aragonés en favor del crecimiento?

¿Apuesta Sr. Lambán por seguir permitiendo el dominio de la OTAN en la política exterior de la Unión Europea?

¿Es contrari,o Sr. Lambán, al establecimiento de la Eutanasia activa, algo que recoge el programa del PSOE?

¿Le parece mal, Sr. Lambán, la Constitucionalización de los Bienes Comunes para protegerlos de su uso mercantil?

¿Le quiere usted, Sr. Lambán, negar la posibilidad de la reproducción asistida a las mujeres solteras o las parejas de dos mujeres en la Sanidad pública?

¿Está, Sr. Lambán, en contra de las leyes de discriminación positiva?

¿Está, Sr. Lambán, en contra de aplicar tasas a la riqueza producida por robots y algoritmos que destruyen empleos?

¿Está usted, Sr. Lambán, en contra de un visado humanitario para que los refugiados no tengan que vivir hacinados y dependientes?

 

Estas son las propuestas radicales y perdedoras de Hamon, muchas de las cuales están en el propio programa de gobierno de Javier Lambán en Aragón y del PSOE para España.

Si cree que son radicales, Sr. Lambán, ¿qué hace usted en el PSOE?

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

2 Comentarios

  1. Está claro que un sector importante de los dirigentes del PSOE anda ya demasiado distanciada de la calle. Serán los primeros en proclamarse demócratas, pero luego ven “mala noticia” la decisión democrática de los militantes. Estos dirigentes no respetan a los militantes franceses, pero tampoco a los españoles, tal y como ya han demostrado sobradamente con el bochornoso espectáculo ofrecido unos meses atrás. Cuando escuchas a gente como Ibarra, que desprecia las bases, ¿cómo esperan ganar nada? Su único valor: ser lo contrario del PP. ¿Se puede ser más inútil que eso? De estos afanosos luchadores de cargos y sillones no se puede esperar nada. Simples repetidores de eslóganes gastados.

    • Buen artículo y buen remate tuyo… que pena dan algunos dirigentes del PSOE que encima se creen no se que coño y no saben ver lo que tienen delante de las narices… Si cree que son radicales, Sr. Lambán, ¿qué hace usted en el PSOE? buena frase que se la debiera aplicar él, y medio partido, aunque igual la respuesta sincera nos cabrearía aún mas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

16 − 8 =