El adjetivo fácil se usa para describir lo que no es complicado. Cuándo describe a una persona, la RAE observa tres definiciones. La primera que es accesible en el trato, la segunda; que se presta sin problemas a mantener relaciones sexuales y, por último, la tercera: que con ligereza se deja llevar del parecer de otro. Esto es lo que ahora recoge su página web, después de que no hayan tenido más remedio que rectificar. Y es que, antes el diccionario de la Real Academia Española hablaba de mujeres y no de personas en la definición referente a la facilidad de mantener relaciones sexuales.

El diccionario de España está ganando popularidad por sus definiciones machistas. De acuerdo con el prestigiado diccionario, el conjunto de las mujeres es denominado el sexo débil y, por supuesto, los varones conforman el sexo fuerte. Aunque, para que no haya ofensas de oleadas feministas la RAE ha tenido la delicadeza de indicar que es una expresión “con intención despectiva o discriminatoria”.

Esta vez, la institución cultural no ha tenido más remedio que rectificar y modificar la quinta acepción del adjetivo ‘fácil’ en la versión digital del diccionario.

La modificación se ha efectuado después de que distintos colectivos y la campaña de ‘HazloFácilRAE’ impulsada por un instituto tinerfeño hayan dedicado semanas a denunciar el hecho. A través de un video, los alumnos del instituto se unieron para lanzar un mensaje potente: ellas, al grito de “no soy fácil” y ellos, insistiendo en que “si ella es fácil, yo soy fácil”.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

2 + cuatro =