Plano de la Necrópolis del Este de los años 55, aún colocado en las tapias. En él se puede comprobar las distintas zonas que engloba el cementerio bajo su nombre autentico: Necrópolis del Este.

El cementerio hoy conocido como Nuestra Sra. De la Almudena de Madrid, realmente se llama NECRÓPOLIS DEL ESTE, ya que ninguna institución ha podido decirnos en qué momento e institución se aprobó el cambio de su nombre. ¡Nunca se hizo!

SU HISTORIA

El 29 de mayo de 1876, el Ayuntamiento de Madrid crea la comisión encargada de construir la NECRÓPOLIS DEL ESTE (NE), siguiendo lo estipulado en la Real Cedula de 1787, en la que Carlos III señalaba “la conveniencia y necesidad, por higiene, de terminar con los enterramientos dentro de las iglesias y realizarlos en sitios ventilados”

En 1882 se comienzan las obras de la NE, pero ante la epidemia de cólera de junio de 1884, se comienza a enterrar en un pequeño cementerio construido urgentemente llamado VIRGEN DE LA ALMUDENA, conocido popularmente como “de epidemias”

El 9 de septiembre de 1884 se inaugura el cementerio CIVIL y el día 13 se bendice el católico. En 1922 empieza a funcionar el cementerio HEBREO, dentro del recinto del Civil.

Hasta julio de 1925 no se inaugura la gran NECRÓPOLIS DEL ESTE. En 1955 se aprueba la construcción de la zona llamada “LA AMPLIACION”, formando todo el conjunto de zonas, el cementerio más grande de Europa, la NECROPOLIS DEL ESTE. En 1973 empezó a funcionar el CREMATORIO, dentro del mismo recinto ocupando una superficie total de 120 hectáreas.

La REPUBLICA de 1931, señalaba que “los cementerios debían dejar de tener una vinculación religiosa, excepción hecha de las sepulturas en sí”. Desaparecen las tapias que separan católicos y civiles.

Con el FRANQUISMO vuelven las tapias a separar los cementerios. La Necrópolis del Este empieza a llamarse con el nombre de la zona más pequeña, el de una virgen católica: Ntra. Sra. de la Almudena.

En la ACTUALIDAD, la Constitución de 1978; la Ley de Enterramientos en Cementerios Municipales; la Ley Orgánica de Libertad Religiosa; La Ley de Memoria Histórica…señalan la obligación de eliminar de los cementerios municipales toda discriminación por motivos religiosos.

La ASOCIACION CEMENTERIOS ha solicitado al Ayuntamiento de Madrid ¡no el cambio de nombre, sino el reconocimiento de su nombre legal!. En las tapias de este cementerio muchas personas perdieron su vida fusiladas por defender sus ideas de libertad, también de religión.

Desde la ASOCIACIÓN CEMENTERIOS también hemos solicitado que se recupere los nombres de los allí fusilados con un monolito en el lugar de su fusilamiento, ya que la mayoría terminaron en un osario común. Pero sería un gran contrasentido que este recinto este marcado por un nombre que lo identifica con una sola religión, que además fue Poder del Estado que les llevo ante un pelotón de fusilamiento.

La ASOCIACION CEMENTERIOS considera que no es suficiente con el cambio de nombres de las calles que homenajean a personas o acontecimientos del franquismo, también es necesario que “nuestra última morada” sea realmente un lugar laico. Un recinto que reúne un cementerio civil, otro hebreo y que acoge a todos y todas las ciudadanas sin discriminación alguna, no puede identificarse con una sola religión, con un nombre católico.

Por otro lado, NECRÓPOLIS DEL ESTE, es el nombre que mejor define al cementerio más grande de Europa y donde están enterradas las personalidades más importantes de la historia de España desde hace 132 años.

Recuperemos el nombre que el franquismo ha impuesto a nuestra “última morada”

¡Memoria Histórica para el recinto que será nuestra última residencia censal!

NECRÓPOLIS DEL ESTE-MADRID

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?
Compartir
Artículo anteriorLa madre de todas las batallas
Artículo siguienteTodas orgullosas

Experta en Protocolo y Organización de eventos. Experta Gestión en Servicios Funerarios. 30 años de experiencia en el sector funerario.
Presidenta y fundadora de las Asociaciones Fraternidad Cívica-Cementerio Civil y Asociación Cementerios. Fundadora de la Asociación Aquellos Jóvenes.
Delegada en Madrid de la Fundación para la Cooperación APY-Solidaridad en Acción.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

1 + diez =