Todo son excusas para dilatar el cumplimiento de la Ley de Memoria Democrática, aprobada por el Parlamento de Andalucía hace más de un año y sacar los restos del genocida Gonzalo Queipo de Llano de la basílica de la Macarena, en Sevilla, que siguen reposando allí desde que muriera hace 67 años.

Excusas de la familia, propietaria de sus restos y que no se ha pronunciado aún. Excusas de la Hermandad de la Macarena, que a través de un comunicado afirma que “cumplirá siempre la legalidad vigente” pero que no ha tomado “ninguna decisión ni tiene acuerdo alguno” sobre dónde enterrar definitivamente al general golpista, que sigue junto a los de su esposa y la famosa imagen de la Macarena.

Excusas también del Gobierno de Susana Díaz que, pese a que la ley andaluza fue aprobada en marzo de 2017 con los votos de PSOE, Podemos e IU y la abstención de PP y Ciudadanos, ahora remite la decisión final a las conclusiones de una comisión técnica que supervise el decreto de retirada de símbolos franquistas. Eso sí, mucho “diálogo” mientras tanto aunque no se den pasos adelante, como recordaba este martes el portavoz del ejecutivo andaluz, Juan Carlos Blanco.

La Junta se remite a una comisión técnica y la Hermandad dice que ni siquiera ha hablado con la familia del genocida

Gonzalo Queipo de Llano fue la mano derecha del dictador Francisco Franco en la zona sur durante la guerra y los años posteriores y ejecutó a más de 50.000 personas. Son hechos históricos irrebatibles que hacen inviable cualquier otra excusa más que sirva para dilatar una decisión que las autoridades ya deberían haber tomado pese a las reticencias de la familia y la propietaria de la basílica, la Hermandad de la Macarena.

Ante esta evidente pasividad a nivel institucional, la Coordinadora Andaluza de Organizaciones Republicanas ha organizado una vigilia antifascista este miércoles 18 de julio a las puertas de la famosa basílica para reclamar la aplicación inmediata de la ley autonómica en vigor. Decenas de personas se han concentrado a sus puertas para exigir la salida de los restos del tempo religioso.

También el pleno del Ayuntamiento de Sevilla aprobó hace ya dos años que se instara a la retirada de los restos del genocida. A día de hoy, nada ha cambiado.

Las excusas institucionales para dilatar el proceso legal han llegado hasta tal punto que el hermano mayor de la Macarena, José Antonio Fernández, ha rechazado comparar el caso de la retirada del dictador Francisco Franco de su tumba en el Valle de los Caídos con el caso de su lugarteniente en el sur de España. En declaraciones al diario El País, Fernández asegura que la basílica de la Macarena es un templo privado que se financió “por cuestación y sin dinero público”.

Reproducción de una carta remitida por Queipo en 1947 al gobernador civil de Málaga.

Una carta de Queipo de Llano dirigida en enero de 1947 al Gobernador Civil de Málaga y revelada por el periodista Carlos Mármol demuestra que el tempo se levantó gracias a la aportación de cuestaciones públicas para colaborar en la “Cruzada” del genocida.

La opción de que los restos de Queipo se trasladen al futuro columbario que la Hermandad tiene previsto construir en el tempo antes de finales de este 2018 ni siquiera se han contemplado, aunque la Hermandad “estaría dispuesta a trabajar junto a la familia del fallecido, propietaria de sus restos mortales y con la que aún no se ha tratado el tema”. La Macarena reconoce que este proceso ni siquiera se ha iniciado y no tiene plazos, “y además no depende exclusivamente de la voluntad de la Hermandad”.

¿Quieres recibir las novedades de Diario16?

1 Comentario

  1. Quien es mas genocida Gonzalo Queipo de Llano o Santiago Carrillo Solares.
    Es Usted partidario de la Historia del señor Tuñón de Lara o del señor Marqués de Lozoya.
    Que opina.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

1 × 4 =